Miércoles, 12 de Diciembre 2018
Mensaje
  • EU e-Privacy Directive

    This website uses cookies to manage authentication, navigation, and other functions. By using our website, you agree that we can place these types of cookies on your device.

    View e-Privacy Directive Documents

    You have declined cookies. This decision can be reversed.

Artículos

Cuentos de Elena Aldunate: al rescate de la ciencia ficción.

Publicado el 13 Agosto 2011
Escrito por Loreto Soler

elenaaldunateA mediados del mes de julio, Macarena Cortés y Javiera Jaque publicaron, bajo el sello de Cuarto Propio,  “Cuentos de Elena Aldunate, la dama de la ciencia ficción”. Ganador de un proyecto presentado al Fondart, es un libro que se convirtió en un gran homenaje a una gran escritora chilena y cuyo objetivo,  es reproducir y recuperar lo más representativo de la creación literaria de Aldunate, exceptuando la serie de  sus cuentos infantiles  Ur…

 

 

 

 

Si consideramos en estricto rigor lo que significa el cuento de terror, (o cuento de horror o  de miedo o de suspenso) podríamos decir que es toda aquella composición literaria breve, generalmente de corte fantástico, cuyo principal objetivo pareciera ser, provocar un escalofrío, la inquietud o el desasosiego en el lector.

 

Este tipo de relatos, se conocen desde la más remota antigüedad, porque se nutre, principalmente, de los diversos miedos y tabúes del hombre: la muerte, las enfermedades y epidemias, crímenes y desgracias de todo tipo, catástrofes naturales; cuentos que fueron contados por los viejos, alrededor de una hoguera dando cuenta de los  dioses y demonios, los buenos y malos espíritus, los monstruos, leviatanes, magos y adivinos que, a través de los mitos, leyendas, epopeyas y relatos mitológicos, han asustado a los humanos a través de toda la historia.

 

Elena Aldunate, (1925-2005) se destacó en la literatura chilena como autora de originalísimas novelas de ciencia ficción. Sus cuentos, cuyos protagonistas son mujeres y sus historias, muestran los resortes anímicos tan sutiles que mueven a los seres humanos en su relación con los demás y donde los hombres, ocupan un discreto segundo plano.

 

Son esos mismos resortes, los que remueven al lector al leer sus historias genuinas y dirigidas a un público en el cual no se diferencian las edades.  Sus cuentos ven y se hacen eco de los espantos personales que nos persiguen y nos agobian a través de las pesadillas que,  a través de un miedo imaginario,  se hacen presentes en estos relatos. Ella, trato de inmunizarnos contra el pánico de los horrores reales desatados en la tierra, dándonos la peregrina idea de que las fuerzas del crimen y la locura puedan ser manejadas, con todo lo estrambótico y siniestro que contengan, aunque acatando siempre determinadas reglas.

 

Los cuentos de Aldunate,  resultan ser un pequeño tratado sobre el mal, con sus infinitos rostros y formas en los cuales, lo más importante es la “atmósfera” de la historia,  en la que aparecen elementos sobrenaturales, que no pertenecen a nada conocido y que, con toda nuestra capacidad mental, no logramos comprender ni medir sus efectos emocionales que van más allá del susto.

 

Los personajes creados por ella, generalmente saben cual será el trágico resultado final de sus acciones sin embargo, siguen adelante como si fueran mariposas nocturnas atraídas por la luz, donde el amor se convierte en un elemento fugaz. La obra de Elena Aldunate, ha trascendido el tiempo por que supo descubrir de donde viene el mal.

 

Al igual que Edgar Allan Poe, que un día afirmo que “ese terror no viene de Alemania, sino del alma».