Mundo Política Portada

Descartan EE.UU. y OTAN una intervención militar en Ucrania

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, descartó ayer una intervención militar en Ucrania, al igual que horas antes lo hizo el secretario general del Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Jens Stoltenberg, en medio de una cascada de condenas a la ofensiva rusa en el país eslavo.

En respuesta, el presidente de Ucrania, Volodymir Zelensky, lamentó este viernes que su país haya quedado solo y preguntó: ¿quién está dispuesto a combatir con nosotros? No veo a nadie. ¿Quién está listo a dar a Ucrania la garantía de una adhesión a la OTAN? Todo el mundo tiene miedo.

Biden informó que se reforzarán las sanciones contra Rusia, al destacar la caída del rublo y aseguró que Vladimir Putin realmente lo que busca es restablecer la URSS.

Nuestras fuerzas no están y no estarán involucradas en el conflicto con Rusia en Ucrania, nuestras fuerzas no irán a Europa a pelear en Ucrania, sino a defender a nuestros aliados de la OTAN y a tranquilizar a nuestros aliados en el este, afirmó Biden en un discurso televisado.

Esto es un ataque premeditado, expresó el mandatario al subrayar que Putin es el agresor. Él eligió esta guerra. Y ahora él y su país sufrirán las consecuencias.

Advertisement

Explicó que las sanciones impuestas tras la incursión están diseñadas para tener un impacto de largo plazo, limitarán la capacidad de Rusia para hacer negocios en dólares, libras, euros y yenes, y advirtió que su gobierno está preparado para hacer más. Biden impuso controles a las exportaciones estadunidenses para privar a las industrias y al ejército rusos de semiconductores y otros productos estadunidenses de alta tecnología.

De momento se abstuvo de represalias más severas, incluida la exclusión de Rusia del sistema de pago SWIFT, que permite las transferencias de dinero de un banco a otro en todo el mundo, o al sector energético ruso, debido al temor de que la medida pudiera repercutir en Europa y otras economías occidentales.

Tras destacar que este es un momento peligroso para Europa, sentenció: Putin será un paria en la escena internacional.

Bajo la premisa de que Kiev no forma parte de la alianza, la OTAN también descartó intervenir militarmente. No tenemos planes de enviar tropas de la OTAN a Ucrania, confirmó el secretario general de la alianza militar, Jens Stoltenberg.

La OTAN activó sus planes de defensa –paso que concede autoridad a comandos militares para mover tropas– para reforzar la protección de los países de la alianza.

Advertisement

Un funcionario estadunidense citado por Afp comunicó que el objetivo de la incursión rusa es decapitar al gobierno ucranio para instalar su propia forma de gobierno. Aseguró que el ejército ruso lanzó unos 100 misiles balísticos, principalmente contra instalaciones de infraestructura militar, y usó 75 bombarderos pesados y medianos.

Condenas

Los mandatarios del Grupo de los Siete (G-7, integrado por Alemania Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón y Reino Unido) se reunieron de manera virtual. Biden tuiteó que acordaron seguir adelante con lo que describió como paquetes devastadores de sanciones y otras medidas económicas contra Rusia.

En el mismo tenor, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, denunció el ataque injustificado de Rusia contra Ucrania e indicó que la Unión Europea impuso sanciones que afectarán 70 por ciento del sector bancario ruso y empresas estatales claves, incluidas las de defensa. Un segundo paquete de penalidades apuntan al sector de la energía e implica la prohibición de exportar petróleo y gas.

Estados Unidos expulsó al ministro consejero Sergey Trepelkov, número dos de la embajada rusa en Washington, en una decisión no relacionada con la acción militar rusa sobre Ucrania, sino que forma parte de una prolongada disputa sobre el personal de las embajadas.

Advertisement

Al repudio a la acción militar rusa se sumaron el primer ministro británico, Boris Johnson; el canciller alemán, Olaf Scholz; el presidente francés , Emmanuel Macron; el mandatario español, Pedro Sánchez, y el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, entre otros líderes mundiales, así como los gobiernos de Japón, Países Bajos, Turquía, Israel y Rumania.

En contraste, Irán responsabilizó por el conflicto a la OTAN por sus provocaciones.

Eslovaquia desplegó fuerzas en la frontera con Ucrania. Moldavia cerró su espacio aéreo y Bielorrusia parte del suyo tras la invasión de Ucrania.

Fuente: Afp, Reuters, Ap, Xinhua, Europa Press y Sputnik

Advertisement
Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Renato+Alvarado+Vidal says:

    Esto debería ser muy educativo para los vasallos y lacayos del Imperio: Son desechables.
    Parafraseando a mi amigo Redolés: Nadie se va a meter en weás por Ucrania.

  2. Esta información sigue la línea impuesta por los yanquis. Colaboro con elementos más verdaderos:

    “6. La afirmación, repetida por Biden, de que “nuestras fuerzas no están involucradas ni lo estarán en un conflicto con Rusia en Ucrania” no tiene credibilidad. EE.UU. y las otras potencias de la OTAN han dedicado miles de millones de dólares en equipo militar en Ucrania y han armado a sus fuerzas paramilitares fascistizantes con el objetivo de prolongar los conflictos y causar serias pérdidas rusas. “La historia ha demostrado una y otra vez”, indicó Biden, “que las conquistas rápidas de territorio eventualmente dan paso a ocupaciones difíciles, actos de desobediencia civil masiva y callejones sin salida estratégicos”.

    7. Además, EE.UU. y la OTAN ya enviaron miles de tropas al este de Europa, que se concentrarán en los Estados bálticos de Estonia, Lituania y Letonia, así como en Polonia y Rumanía, todos los cuales son miembros de la OTAN. El Pentágono ordenó hoy el despliegue de 7.000 soldados adicionales a Europa.

    8. Las amenazas externas cada vez mayores, en combinación con los esfuerzos para estrangular la economía rusa, aumentaron la posibilidad de que la guerra se expanda más allá de Ucrania. Biden declaró nuevamente que, en un enfrentamiento entre Rusia y cualquier país de la OTAN, EE.UU. utilizará “todas las fuerzas del poderío estadounidense”.

    9. Esto no solo significa que una guerra nuclear es posible, sino que el peligro está sumamente avanzado y se encuentra en su nivel más alto en la historia. Biden declaró hoy que las relaciones entre EE.UU. y Rusia han colapsado completamente, indicando que, ante el peligro de una catastrófica guerra europea y global, no tiene planes para llamar a Putin.

    10. El colapso de relaciones ha sido identificado a lo largo del siglo veinte con el estallido de una guerra abierta. La ruptura de las relaciones diplomáticas entre EE.UU. y la Unión Soviética nunca ocurrió durante la guerra fría. Incluso durante la crisis de misiles en Cuba de 1962, el presidente estadounidense John F. Kennedy y el líder soviético Nikita Jrushchov mantuvieron una línea de comunicación. El comentario enojado de Biden de que no está hablando con Putin es profundamente irresponsable. Una de las innovaciones técnicas importantes desarrolladas en las relaciones entre EE.UU. y la URSS tras las crisis de 1962 fue una “línea caliente” entre la Casa Blanca y el Kremlin. El propósito era evitar una interpretación equivocada de las intenciones del otro bando que condujera al desastre.”
    (¡Opónganse a la invasión de Ucrania por parte del Gobierno de Putin y al belicismo de EE.UU. y la OTAN! ¡Por la unidad de los trabajadores rusos y ucranianos!, Declaración del Comité Internacional de la Cuarta Internacional, 25 feb)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software