50 años del triunfo de la UP Destacados

4 de Noviembre, 50 años del gobierno de Salvador Allende

Hace 50 años, el 4 de noviembre de 1970 asumió Salvador Allende como Presidente de Chile. El 5 de noviembre de 1970, en el Estadio Nacional, le dijo el pueblo: “Venceremos, y vencimos, para conmemorar el comienzo de nuestro triunfo. Pero alguien más vence hoy con nosotros. Están aquí Lautaro y Caupolicán, hermanados en la distancia de Cuauhtémoc y Tupac Amaru. Hoy, aquí con nosotros, vence O’Higgins, que nos dio la independencia política, celebrando el paso hacia la independencia económica. Vence Manuel Rodríguez, víctima de los que anteponen sus egoísmos de clase al progreso de la comunidad. Hoy, aquí con nosotros, vence Balmaceda, combatiente en la tarea patriótica de recuperar nuestras riquezas del capital extranjero. Hoy, aquí con nosotros, también vence Recabarren con los trabajadores organizados tras años de sacrificios. Vencen las víctimas de la población José María Caro.  Aquí con nosotros, vencen los muertos de El Salvador y Puerto Montt, cuya tragedia atestigua, por qué y para qué hemos llegado al poder. De los trabajadores es la victoria”.

 

Nuestro Presidente agregó; “En este sistema capitalista dependiente, que, en el plano interno, opone las mayorías necesitadas a minorías ricas y en el plano internacional, opone los pueblos poderosos a los pobres. Heredamos una sociedad lacerada por las desigualdades sociales. Una sociedad dividida en clases antagónicas de explotadores y explotados”.

 

Advertisement

También se refirió a: “Las persecuciones contra los sindicatos, los estudiantes, los intelectuales y los partidos obreros, son la respuesta violenta de quienes defienden privilegios. Sin embargo, el combate ininterrumpido de las clases populares organizadas, ha logrado imponer progresivamente el reconocimiento de las libertades civiles y sociales, públicas e individuales”.

 

En otro parte del histórico discurso se comprometió: “Acabaremos con un sistema fiscal puesto al servicio del lucro. Vamos a nacionalizar el crédito para ponerlo al servicio de la prosperidad nacional y popular.

 

Advertisement

Acabaremos con los latifundios, que siguen condenando a miles de campesinos a la sumisión, a la miseria, impidiendo que el país obtenga de sus tierras todos los alimentos que necesitamos, una auténtica reforma agraria hará esto posible. Terminaremos con el proceso de desnacionalización, cada vez mayor, de nuestras industrias y fuentes de trabajo, que nos somete a la explotación foránea”.

 

Además: “Recuperaremos para Chile sus riquezas fundamentales, vamos a devolver a nuestro pueblo las grandes minas de cobre, de carbón, de hierro, de salitre. Conseguirlo está en nuestras manos, en las manos de quienes ganan su vida con su trabajo y que están hoy en el centro del poder”.

 

Advertisement

“Justamente, en esta ocasión solemne, quiero hablar a los jóvenes, no seré yo, como rebelde estudiante del pasado, quien critique su impaciencia, pero tengo la obligación de llamarlos a serena reflexión. Tienen ustedes la hermosa edad en que el vigor físico y mental hace posible prácticamente cualquier empresa”.

 

“Sobre la ruta a seguir nos señaló; “Nuestro camino será el programa de la Unidad Popular, el camino al socialismo en democracia, pluralismo y libertad, le digo que hago mía la frase de Fidel Castro: -En este Gobierno se podrán meter los pies, pero jamás las manos-“.

 

Advertisement

“Sobre el sujeto transformador de aquella gesta son; “Los trabajadores, obreros, empleados, técnicos, profesionales e intelectuales tendrán la dirección económica del país y también la dirección política. Por primera vez en nuestra historia, cuatro obreros forman parte del Gobierno como ministros de Estado. El pueblo de Chile reconoce en sí mismo al único dueño de su propio destino y el Gobierno de la Unidad Popular, sin la menor debilidad, velará para asegurar este derecho. Esperanzado en que algún día el mandato de nuestros próceres se cumpla y tengamos una sola y gran voz continental”.

 

Hace medio siglo, el 3 de noviembre el Congreso Pleno proclamó a Salvador Allende como Presidente de La República, al otro día, el 4 de noviembre asumió la como Jefe de Estado y el 5 de noviembre, dio este histórico discurso, resumido que implica que gran parte de las 40 medidas siguen vigentes para solucionar las necesidades del pueblo.

 

Advertisement

Ricardo Klapp Santa Cruz

 

 

Advertisement

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Coordinador Comité 50 Años del Triunfo de la Unidad Popular, Provincia Cordillera

Related Posts

  1. Que gran discurso , que ideario tan llamado a fundar el pueblo de Chile , exactamente TODO LO CONTRARIO del pensamiemto golpista de los
    fácticos-cívico-militares-Piñera-derecha y políticos DC-concerta y otros renovados a neoliberales.Sigo siendo UP ( si me llaman upeliento , fuí ,soy y seré)
    y sigo pensando que ese plan debería re editarse para crear un Chile mejor.Grande el compañero Salvador Allende.

  2. Estimado compañero Ricardo Klapp, sólo una pequeña acotación: Salvador Allende asumió el día 3 de noviembre de 1970. Le recuerdo que, según la Constitución de 1925, el presidente elegido, asumía 60 días después de la elección del 4 de septiembre, lo que corresponde al día 3 de noviembre y no el 4.
    Le agradezco recordarnos los emotivos discursos del inolvidable compañero Allende.

  3. Teresa Künzler says:

    Conoci a Salvador Allende, en mi infancia , tiempo del ” Tren de la Victoria” que recorria Chile.
    Fue un tiempo dificil, pero hermoso. Los habitantes de nuestra patria sentian que eran estimados
    apreciados respetados, Tratados como personas Dignas.
    Salvador Allende, transmitia seriedad politica, respeto, interes por una clase social abusada y en
    extrema pobreza.
    Sus amigos estaban junto a el con un espiritu social , en defensa de nuestros compatriotas desamparados
    por el gobierno de la epoca.
    Es una larga historia que no debemos olvidar. Y quede como Legado a las proximas generaciones
    Salvador Allende, es respetado, valorado admirado en toda Europa y otros lugares de nuestro mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *