Política

Mate al Rey (50): la cuestión militar y del poder en el marco del proceso constitucional

ste programa estuvo atravesado por la cuestión de la naturaleza del poder sobre la que se apoya la Convención Constitucional. Paul Walder, seguido con reparos por Gómez Leyton, hizo un explícito planteamiento en orden a que el mismo marca un camino sobre el cual puede construirse un orden democrático en tanto sobre el mismo puedan encolumnarse los reclamos sociales. Rizenverg denominó a este enfoque de «esperanzador».

En el otro extremo El Licenciado y Marco Riquelme se ubicaron en el extremo «oscuro» de desestimar este proceso y restarle toda capacidad de dar cuenta de los reclamos democráticos en que se apoyó el Octubre chileno, ello basado en que el mismo no cuestiona el poder (Gómez Leyton comparte este último parecer). Llegado a ese punto la discusión de los revolucionarios hoy debe ser cuestionar este problema, el del poder y comprenderlo en su dimensión social, económica y militar. La necesaria reivindicación de la disolución del aparato militar patronal, como el de sus tribunales y su estructura burocrática en general, dan contenido al reclamo obrero revolucionario al día de hoy.

Como infidencia relevante, Gómez Leyton, dentro de esta discusión reveló que Gabriel Salazar hace muy poco salió en defensa de las FFAA. En lo que no hubo debate fue en la necesidad de articular plataformas de debate que permitan a los órganos de base y a los trabajadores en general, participar de esta discusión con una perspectiva de auténtica revolución social.

Recomendación de libros:

1.- Walder sugiere «Calle este oeste» de Philippe Sands, Anagrama. (Trata sobre el proceso de conformación de los principios del juicio de Nüremberg)

Advertisement

2.- Gómez sugiere «La comunidad sublevada» de José Bengoa, Catalonia. (Comendio de artículos y ensayos sobre el levantamiento popular del 18 de Octubre)

3.- Riquelme sugiere ¨Somos tranquilos pero nunca tanto», de José Miguel Carrera Carmona, Latinoamericana. (Crónicas del FPMR) 4.- Burgos sugiere «Cuadernos de guerra», Raúl Zurita, Tácitas. (Poesía)

Conducción: Gustavo Burgos Velásquez

Panelistas: Paul Walder (El Clarín); Juan Carlos Gómez Leyton (cuentista político) y Marco Riquelme (MPMR)

Dirección y edición: Sergio Rizenverg Cohen

Advertisement

Asistente de edición: Juan García Brun

Una producción Sergio Rizenverg (c) y El Porteño (c), año 2022

 

 

Advertisement
Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Aclaro, también para los lectores, varias cuestiones:

    1) Las editoriales de El Portenho en 2019 eran escritas (y comentadas en programas al aire) por un militante del PS, Iban de Rementería.

    2) La línea política en torno al sipo apruebo de sept-occt 2020 (legitimando el acuerdo noviembrista) fue delineada por Ibán de Rementería en uno de sus artículos de ese momento, en el cual ponía el centro en el caballito de batalla de Fernando Atria (los derechos sociales), mismo Fernando Atria alabado por Cinthya Burgos el 12 de octbre de 2019 (esta última parte del comité editorial de El Portenho, parte de quien elabora la línea política -el simil del comite central en un partido-)

    3) La línea política de legitimación del acuerdo de noviembre de 2019, defendida a rajatable en oct 2020, fue suplementada incorporando a Marcel Claude, junto al cual se escribieron artículos y editoriales. Recordemos que Claude no significa otra cosa que el primer intento de candidatura presidencial ciudadana tipo frenteamplista en 2013: su lugarteniente Pablo Varas llamaba a rechazar a “la izquierda que hablaba de clase obrera” y muchos de los militantes de TALM reconocían venir de la concertación -y muchos volvieron a su seno bajo la forma de Nueva Mayoría-.

    4) Cualquier grupo político, sea o no partido, tiene elaboradores de línea política. En el caso de El Portenho, estos no pueden ser sino quienes son miembros de su Comité Editorial. Muy reducido el mismo (no más de 10 personas), dos de ellos firmaban como militantes del PS. Nunca se ha leído en El Portenho de que existan diferencias de opinión graves en el seno de El Comité Editorial, ni que se busque apartar a los elementos del PS. De ahí que es cierto, objetiva y científicamente, que dentro del reducido grupo que elabora la línea política de El Portenho, existen personas del PS neoliberal, burgués, corrupto y metido con el narcotráfico.

    5) La línea política de El Portenho no puede sino estar influenciada por su director, Gustavo Burgos, el cual reconoció que en sus primeros momentos su grupo trabajaba con el frente amplio (2017-2018).

    6) Todas estas cuestiones las hemos expuesto de manera objetiva y racional, sin recurrir a ningún tipo de adjetivación. Sin embargo, todas ellas han sido negadas por Burgos y el Portenho, mediante el recurso de la mentira. Esto llega a tal punto que se le ha llamado a quien escribe estas verdades, y repetidamente, “stalinista”. La “acusación” fue vuelta a airear cuando quien escribe expuso que no le parecía coincidente con declararse de izquiera el estudiar posgrados en tres universidades carísimas controladas por la udi y el opus dei (caso Paola Dragnic)
    Esto es muy grave, muy grave.

    Llamamos a quienes escuchan estos videos y leen El Portenho, a pedir explicaciones a Burgos y al grupo político en general. Si estos métodos se utilizan en intercambios mediante internet, qué cosas pueden esperarse en asambleas de base, mtines, marchas y huelgas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software