Latinoamérica

Bolivia: El joven aymara Santiago Samka Mamani juzgado por romper la estatua de Colón pide ser juzgado por la ley indígena

En estos días se respira la injusticia en Bolivia: el 2 de agosto 2021 un grupo de jóvenes sacó la nariz del viso de la estatua de Cristóbal Colón. Hoy, el fiscal asignado al caso exige un pago exorbitante de 28000 dólares al joven sembrador indígena aymara Samka para proceder a la restauración de la nariz de esa estatua que, seguramente, con algo más de tiempo, iba a ser derribada. ¿Una nariz es más relevante que la muerte de las víctimas del sangriento Golpe de Estado en Bolivia del 2019? ¿Cuál es la verdadera identidad boliviana?

El 2 de agosto en Bolivia se celebra el Día del Campesino Boliviano. Esta fiesta nacional fue establecida en 1937 para conmemorar la fundación de la primera escuela indígena en el pueblo de Warisata (La Paz). Durante ese día, el año pasado, un grupo de jóvenes intentaron derribar el monumento de Cristóbal Colón que se encuentra en una de las avenidas principales de la ciudad de La Paz. Los jóvenes solo lograron arrancar la nariz y pintar de negro el rostro de la estatua, pero fueron detenidos, y posteriormente liberados.

Después de los hechos, la ministra boliviana de Culturas, Descolonización y Despatriarcalizacion, Sabrina Orellana, sugirió el cambio de lugar de la estatua de Colón. Sin embargo, esa demanda no fue acogida por el alcalde Iván Arias, ex ministro de Obras Públicas del gobierno de facto de Jeanine Añez, que le respondió de manera muy violenta: “¿qué apellida la ministra? Orellana, imagínense, tendría que cambiarse su apellido. Orellana se acerca más a Olañeta que a Quispe, pero es absurdo, ¿no ve?, absurdo porque yo vengo de dónde vengo, mi madre era una campesina orgullosa, pero mi madre siempre me decía supérese, vaya adelante, yo no niego mi pasado, ¿qué les pasa?”, reflexionó Arias ante consulta con los periodistas.

La búsqueda de identidad de los bolivianos emerge siempre más en una  convulsión de acciones e interacciones. Tal vez no es un caso, porque esta reacción no es aislada, sino es algo que se viene manifestando con otros monumentos. Por ejemplo, el 11 de octubre de 2020 el grupo feminista Mujeres Creando rebautizó la plaza Isabel de Castilla a Plaza chola globalizada e intervinieron la estatua de Isabel I de Castilla, colocándole una pollera, falda tradicional que llevan las cholas que son las mujeres con ascendencia indígena, un sombrero y un aguayo tipo kepi en la espalda, una manta tradicional que se usa para cargar a los bebes o para llevar cosas.

 

Advertisement

En ese momento la activista María Galindo indicó que “la acción de vestir a la reina Isabel de “Chola Globalizada” tuvo que ver con plantear la discusión de dos grandes temas sociales: la mujer como sujeto político y la descolonización. De allí, crear a la Chola Globalizada por generar una antítesis entre la mujer blanca portadora del colonialismo y la india y plantear una chola profundamente cosmopolita, que maneja computadora, que maneja celular, que es contrabandista de productos de la china, que es arquitecta de la ciudad de La Paz, por eso chola globalizada. No quisimos hacer una transformación destructiva, pero lo que nosotras hemos hecho es intervenir al discurso del estado, no pueden acusarnos de destruir, nosotras por muchos años hemos ensangrentado al Colón del Prado porque ya muchos grupos se encargan de hacerlo, entonces decidimos tomar otra plaza clave”.

El juez Segundo de Instrucción en lo Penal de la ciudad de La Paz, fijó para el 10 de marzo la Audiencia de Medidas Cautelares para el joven dirigente aymara Santiago Samka Mamani quien mutiló la nariz de Cristóbal Colón el pasado 2 de agosto en ocasión del Día del Indio.

Por su parte, Santiago Samka Mamani dirigente de la comunidad Ñuñumayani de la Segunda Sección del Municipio de Mecapaca, indicó que ha pedido ser juzgado por la justicia indígena. Las autoridades originarias presentaron Conflicto de Competencia Jurisdiccional y solicitaron que la justicia ordinaria se aparte de conocer el caso.

El Fiscal asignado al caso, presentó imputación formal solicitando medidas personales como la cancelación de 20.pesos boliviano  como fianza económica. De acuerdo a los datos de la imputación formal, la restauración de la nariz de Colón costará la suma de 28.000 USD$. Esta medida ha sido aprobada por el tribunal y no se tomó en cuenta la demanda de Samka de ser procesado por la justicia indígena.

Advertisement

Para este 15 de marzo está fijada la Audiencia de Medidas Cautelares, donde el Juez Segundo de Instrucción Penal de la ciudad de La Paz Dr Manuel Benjamini Saavedra definirá la situación jurídica de Samka Santiago Mamani.

En una conferencia de prensa realizada en la sede de los campesinos de Bolivia, el dirigente nacional de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia, Humberto Claros, pidió que este caso sea juzgado por la justicia indígena originaria campesina.

“Vamos a respaldar a nuestro afiliado que está injustamente procesado por la justicia ordinaria, impulsada por el alcalde de La Paz, Iván Arias; pedimos que esas estatuas sean retiradas y llevadas a un museo” dijo el dirigente de los campesinos bolivianos.

Samka Mamani está respaldado también por la comunidad internacional y por los bolivianos del extranjero: “este acto encarna la necesidad de interpretar de una manera equilibrada nuestra historia para proyectarnos como seres libres en los espacios que habitamos y para dejar de honrar a “descubridores”, adjetivo hoy en día insostenible.”

 

Advertisement

 

Por Elena Rusca

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Corresponsal

Related Posts

  1. Gino Vallega says:

    A Colon se le juzga por abrir la puerta a la llegada de los angurrientos españoles, que si hubieran sido rubios bárbaros vikingos , todos le estarían rindiendo pleitesía.

    • No Gino, serian puros ex esclavos como en Belice, todos muy morenitos, esos que los chilenos desprecian porque se creen blancos.
      Yo vivo en Canadá y tengo 30% de genes mapuches, eso es lo que me hace sentirme chileno y no el 70% de origen hispano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software