Nacional

Corte Suprema confirma condena a agentes de la DINA por secuestro calificado de estudiante universitario en 1974

Advertisement

La Corte Suprema rechazó los recursos de casación en contra de la sentencia que condenó a agentes de la disuelta Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) por su responsabilidad en el delito de secuestro calificado del estudiante de Biología Luis Fernando Fuentes Riquelme en 1974. Su último paradero fue el cuartel clandestino conocido como “Venda Sexy”, ubicado en la comuna de Macul.

 

En tribunal resolvió rechazar los recursos de casación formalizados por los encausados Miguel Krassnoff Martchenko, Manuel Andrés Carevic Cubillos y Raúl Eduardo Iturriaga Neumann, en contra en contra la sentencia dictada por la Corte de Apelaciones de Santiago, con fecha quince de enero de dos mil veinte”.

Advertisement

Brigada Caupolicán

Advertisement
Advertisement

En el fallo de primera instancia, el ministro en visita Mario Carroza dio por establecidos los siguientes hechos:
1.- Que la Dirección de Inteligencia Nacional, DINA, fue una estructura organizada, jerarquizada, con medios propios, recintos de detención, etc., que se encontraba a cargo de un Director General, el cual ejercía el mando al que se encontraban supeditados todos sus miembros. Las Operaciones de la DINA en la Región Metropolitana se encontraban a cargo de la Brigada de Inteligencia Metropolitana, BIM, a cargo de un alto oficial de Ejército, del cual dependían las Brigadas Caupolicán y Purén, cuyo objetivo a la fecha de ocurrencia de estos hechos, apuntaba directamente a la represión del Movimiento de Izquierda Revolucionaria. Estas Brigadas se organizaban cupularmente en torno a un Oficial al mando, que era quien establecía las directrices, objetivos y prioridades del trabajo. Este nivel de estructura, como toda organización jerarquizada, mantuvo el contacto y los canales de información con sus superiores, a quienes daba cuenta de su trabajo. Las operaciones de las Brigadas eran desarrolladas por Agrupaciones o equipos de trabajo, compuestas por miembros del Ejército, Carabineros y de la Policía de Investigaciones de Chile, quienes utilizaban los recintos o centros de detención donde cumplían sus labores.
2.- Que, el día 20 de septiembre de 1974, Luis Fernando Fuentes Riquelme, de 23 años de edad, estudiante de Biología de la Universidad de Chile, militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria, MIR, es detenido en calle Bilbao con Amapolas en Santiago, por agentes pertenecientes a la Brigada Caupolicán de la DINA, que se movilizaban en un automóvil color amarillo, por dicha intersección, los cuales al tratar la víctima de resistirse para huir, procedieron a dispararle, y producto de ello herirle en uno de sus glúteos, logrando con ello reducirlo y conducirle luego en primera instancia al recinto clandestino de detención y torturas conocido como ‘Ollagüe’, ubicado en José Domingo Cañas N° 1367, luego, en razón de sus heridas es conducido al Hospital Militar, pero una vez de alta, vuelve al cuartel ubicado en calle Irán con Los Plátanos, conocido como ‘Venda Sexy’, ya que en ambos lugares es visto por otros detenidos que recuperaron su libertad y entregaron su testimonio. La víctima Fuentes Riquelme, permaneció privado de libertad en ambos recintos hasta aproximadamente el 23 de noviembre de 1974, fecha en que se pierde su rastro, ignorándose desde entonces su paradero, así como la suerte que ha corrido tanto física como psíquicamente, sin que se hayan tenido noticias de él, ni que se registre salida o entrada al país, y sin que conste su defunción”.

Advertisement

Advertisement

Advertisement

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Milicos, pacos, marinos y civiles conchas de sus madres. Voy a morir maldiciendo a estos infelices y si hay otra vida, espero que esa vida sea una eterna maldición para estos desgraciados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software