Economía y Mercados en Marcha Portada

Inflación de marzo se modera por debajo de las expectativas: 0,4%

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 20 segundos

En un contexto económico marcado por la incertidumbre, se observa un rayo de esperanza en la estabilidad de la inflación. El Instituto Nacional de Estadísticas (INE) ha anunciado que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) ha retomado su tendencia a moderarse, ubicándose por debajo de las expectativas del mercado en el tercer mes del año.

Durante el tercer mes del año, el IPC aumentó un 0,4%, elevando su variación anual al 1,6% y su tasa a 12 meses al 3,7% según la serie empalmada del índice. Estos números, aunque modestos, reflejan un descenso significativo respecto a meses anteriores, cuando la inflación mostraba una tendencia al alza.

Las expectativas del mercado, que oscilaban entre un aumento del 0,4% y el 0,6% para marzo, se vieron superadas por el resultado real. Esto indica una cierta estabilización en el ritmo de crecimiento de los precios, algo que no se veía desde hace tiempo.

La caída en el IPC a 12 meses, pasando del 4,5% al 3,7%, es una señal alentadora para la economía, especialmente después de meses de fluctuaciones y sorpresas tanto positivas como negativas en los datos inflacionarios.




Al analizar los componentes del IPC, se observa una tendencia mixta. Por un lado, el IPC de alimentos disminuyó un 0,9%, mientras que el de energía subió un 2,5%. Sin embargo, al considerar el IPC sin volátiles, este aumentó un 0,6%, mostrando una cierta estabilidad en los precios.

Las divisiones que más incidieron en el aumento del IPC fueron educación, con un incremento del 5,4%, y vivienda y servicios básicos, con un aumento del 0,8%. Estos sectores contribuyeron significativamente a la variación mensual del índice, reflejando dinámicas específicas dentro del mercado.

En cuanto a la división de educación, el INE detalla que las clases de enseñanza superior y pre-escolar y básica fueron las más afectadas, con aumentos del 4,8% y 5,5% respectivamente. Esto se tradujo en un impacto positivo en el IPC, evidenciando presiones en los costos educativos.

En resumen, la bajada de la inflación y la moderación en el IPC son señales positivas para la economía. Si bien existen desafíos y sectores específicos con incrementos significativos, el panorama general muestra una tendencia hacia la estabilidad de los precios al consumidor. Estos datos ofrecen un respiro en un contexto económico globalmente volátil y sugieren posibles escenarios de recuperación a medida que avanza el año

 

Cargador Cargando...
Logotipo de EAD ¿Tarda demasiado?

Recargar Recargar el documento
| Abrir Abrir en una nueva pestaña

 

 

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20



Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *