Cultura

Nuevos secretos en la quinta parte de la saga “El secreto de los próceres”

Advertisement

El año 2019 el escritor chileno Erwin Ramdohr lanzó los dos primeros tomos de su novela histórica “El Secreto de los Próceres” y hoy, llega a librerías el quinto volumen

Desde el primer tomo de esta saga, los lectores han conocido el devenir de Chile desde antes de la revolución política y cultural de 1810, a través de personajes históricos y de personajes de ficción estos últimos, pertenecientes a las familias García- Lazcano y Ramírez, las cuales han interactuado con muchos de los próceres de la historia chilena.

En este nuevo volumen (el quinto) el autor invita a indagar en el desarrollo económico y cultural a través del relato de los protagonistas de la época, en el que nos relata los hechos que acaecieron entre 1850 y 1870, durante los gobiernos de Manuel Montt y José Joaquín Pérez, 40 años después de la Independencia de Chile.

Advertisement

Este tomo, relata uno de los periodos con grandes avances históricos como fue la aparición del ferrocarril, del telégrafo, del comienzo del uso del agua potable y también, narra cómo se inició la colonización alemana en el sur, la que permitió mayor desarrollo en la industrialización.

Advertisement

Décadas fascinantes relatada por sus protagonistas, que cuentan la historia de Chile desde adentro, desde la intimidad de sus propias vidas.

Advertisement

Es así como Antonio Varas, el multifacético ministro, nos relatará los avances promovidos por Manuel Montt, como fueron el ferrocarril, el telégrafo y el correo; Vicente Pérez Rosales, contará las vicisitudes de la colonización alemana del sur mientras que Benjamín Vicuña Mackenna, revelará los hechos en torno a las revoluciones de 1851 y 59. Luego, José Victorino Lastarria se hará cargo del ámbito liberal y, finalmente, Pedro León Gallo dará cuenta del nacimiento del Partido Radical.

Advertisement

En los primeros libros, todo giraba en torno a los cambios políticos y las guerras de reconquista e Independencia. Pero, paulatinamente, en los tomos siguientes, comenzaron a emerger los cambios e innovaciones en la vida de los chilenos, en particular de la clase alta, pero que también esos cambios fueron llegando a las otras capas de la sociedad lo que mostraba un cambios culturales progresivos, lentos pero indestructibles.

Se visualiza una cambio en las estructuras del poder ya que, lentamente, las estructuras del poder colonial van cediendo su espacio a otras, más acordes con la época donde los cambios sociales no solo se concretaron en caminos, medios de transporte o mejorías en la infraestructura de las ciudades, o cambios de mentalidad en la sociedad chilena, sino que también aparecen, de maneras más concretas, más maduras, los partidos políticos con sus planteamientos e ideologías que serían la base ideológica de la sociedad actual.

Advertisement

Otro hito destacable es la pública aparición de la Logia Masónica a la cual, a esta altura de los acontecimientos, la Iglesia Católica ya no podía oponerse a su organización ni mucho menos, perseguirla.

Advertisement

Pero no solo alegrías surgen en el relato.

Advertisement

Surgen en el relato, la revolución de Francisco Bilbao y su muerte, la Guerra contra España y el incendio de la Iglesia de la Compañía con toda la tragedia que significó para la sociedad santiaguina, porque no quedo familia que no lamentara un muerto o un herido.

También aparece el pueblo mapuche, que se presenta con Am Rüpü, conocido antes como don Pipe, quien sostiene una interesante conversación en medio de una asamblea de caciques mapuche, con ese personaje curioso que se declaró rey del Wallmapu, el francés Orélie Antoine de Tounens.

Advertisement
Advertisement

A pesar de que se mantiene el tono ágil de tanto de escritura como de lectura, del encanto de conocer la historia de Chile de otra forma, por momentos se ralentiza el relato al presentar muchas cartas enviadas entre los personajes, como testimonio de lo que se hizo en el pasado.

El autor, incorporó personajes de ficción como Manola, la hija del antiguo patrón, quien se ha transformado en una gran empresaria y miembro de la socialité santiaguina, que se relaciona con Candelaria e Isidora Goyenechea, esta última, una gran mecenas de las artes con espíritu progresista.

No va a ser el último tomo de esta saga, ya que todavía queda mucha historia de Chile por contar y muchos secretos de nuestros próceres por descubrir.

Advertisement
Advertisement

Entonces hay que esperar los nuevos tomos porque las décadas que vienen, van a ser muy importantes para la construcción del Estado chileno y del sentimiento de identidad y nación chilena.

Advertisement

Advertisement

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software