Nacional Portada

Marea antipatriarcal en Valparaíso

Una poderosa marea antipatriarcal inundó las calles de Valparaíso este 8 de Marzo, día de la Huelga Feminista que se transformó en una potente Jornada de Lucha orientada no solo a exigir derechos y levantar reivindicaciones específicas como la paridad de género, aborto seguro, libre y gratuito, terminar con los femicidios, etcétera, sino para seguir desarrollando el camino de liberación que busca terminar con el patriarcado, un sistema de dominación, opresión y abuso que está presente en todos los ámbitos de la vida y la sociedad, independiente del modelo o régimen político existente.

En la Convocatoria a la Huelga General Feminista realizada por la Coordinadora 8M manifiestan, entre otras cosas: “Nos declaramos en huelga desde todos los espacios que habitamos y actividades que realizamos día a día. Irrumpimos desde las casas, desde los trabajos, desde el transporte público, desde los barrios, desde las escuelas, en los campos, pueblo y ciudades. La Huelga General Feminista es proceso que no empieza ni acaba el 8 de Marzo, pero llamamos a construir juntas una jornada potente de múltiples formas de expresión, protestas y movilización de las diversas mujeres trabajadoras, disidentes y sus comunidades.”

 

Advertisement

 

En Valparaíso la Jornada comenzó alrededor de las 10 de la mañana, cuando un grupo de mujeres provenientes de los cerros Esperanza y Placeres se juntaron a la altura de Caleta Portales para marchar por Avenida España, la principal arteria que une Viña y Valparaíso, hacia la Plaza Sotomayor, lugar de encuentro general hasta donde llegaron miles de mujeres porteñas para luego marchar por las calles del Puerto hacia la Plaza del Pueblo Salvador Allende, ubicada en la Avenida Pedro Montt, a la altura del Parque Italia.

Distintas Colectivas y Organizaciones Feministas realizaron numerosas y variadas intervenciones artísticas, culturales y políticas, en diferentes lugares de la ciudad puerto, como también lo fueron haciendo a lo largo de todo el recorrido de la movilización.

Los bailes, cánticos, consignas, lienzos y  pancartas llenaron los espacios públicos de Valparaíso y miles de mujeres rebeldes rompieron los  marcos limitados de la emergencia sanitaria en curso, para mostrar en las calles su fuerza arrolladora. Algunas de las consignas y cánticos coreados en esta ocasión fueron: “¡Piñera, Piñera, afírmate la pera, que ya salió a la calle la hija de la obrera!” “Somos diosas, todas poderosas, bajamos la montaña como el agua entre las rocas”; “¡Morir luchando, sumisas ni cagando!”; “Aborto sí, aborto no, eso lo decido yo”;”Qué muera Piñera y no mi compañera”; “Puta, maraca, pero nunca paca”.

Advertisement

 

 

Sobre el escenario de la Plaza del Pueblo Salvador Allende se  llevó a cabo un acto artístico cultural, incluyendo lecturas poéticas. Transcribo parcialmente el siguiente poema dedicado a Macarena Vladés: (…)”Dicen que a Macarena le temían porque respiraba como los árboles/ y nunca aprendió el oficio de callar/Su voz se mezclaba con la de las ausentes/ y resonaba en las tardes junto a las bandadas migratorias/El agua se le escurría de las manos/levantó los brazos al sol y en perspectiva parecía que lo sostenía/Dicen que sus vástagos la vieron mecerse levemente/permanecía en su estado de reposo suspendida en el aire/los pájaros no migraron ese invierno/se transformaron en huérfanos mirando a la madre/colgando lánguida del techo de la casa.”

Advertisement

Durante varias horas las olas feministas golpearon con fuerza en distintos lugares del plan de Valparaíso, en este largo camino de  organización y lucha emprendido para erosionar los cimientos patriarcales sobre los cuales descansa el sistema de dominación, enfrentándose sin temor, con dignidad y coraje, a un exagerado contingente policial, que con su aparataje militarizado forma parte del brazo armado y represivo del patriarcado y el capitalismo.

 

 

Advertisement

 

Numerosas barricadas fueron encendidas por las manifestantes, como una manera de defenderse de las Fuerzas Especiales de Carabineros, del avance de los vehículos policiales, del “guanaco” y del “zorrillo”, que una vez más inundaron el ambiente porteño con agua y gases tóxicos.

En las movilizaciones que vienen desarrollándose desde hace muchos años, que se masificaron, multiplicaron e irrumpieron con fuerza volcánica con la Rebelión Popular iniciada el 18 de Octubre del 2019, cada vez va quedando más claro que la lucha de liberación del pueblo y la puebla chilena para terminar con el sistema de dominación, necesariamente tiene que ser de carácter antipatriarcal y anticapitalista.

 

Advertisement

Guillermo Correa Camiroaga, Valparaíso 8 de Marzo 2021

 

 

Advertisement

GALERIA DE IMÁGENES

Advertisement

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Jaime Arcos Marambio says:

    NO HAY PEOR VIRUS QUE EL PATRIARCADO, el que cruza nuestra cultura, pues llegò con los españoles, y quizàs ya estaba con los loncos, los peñis y los huerquenes mapuches, e infectò a los padres y madres de familias, los religiosos-as, los y las profesores, los-as jueces, las y los policias, los militares, etc. etc. etc. LA VACUNA CONTRA EL PATRIARCADO ES UNA DEMOCRACIA DE VERDAD.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software