Opinión política Portada

Revelador apoyo de El Mercurio

Advertisement

En Chile tendemos a olvidar rápidamente. Y la incesante profusión de hechos políticos trascendentales de los últimos años contribuye aún más a lo anterior. Por tanto, no debiese extrañarnos que muchos estemos olvidando la notable frase que sintetizó el estallido social: “No son 30 pesos; son 30 años”; aludiendo al rechazo de la gestión legitimadora y consolidadora del modelo neoliberal de la dictadura efectuada fundamentalmente por los gobiernos de la Concertación luego de 1990. Gestión que recibió los panegíricos de múltiples líderes, empresarios y economistas de la derecha nacional e internacional.

 

Por vía ilustrativa, recordemos las declaraciones del entonces presidente de los grandes empresarios, Hernán Somerville, respecto de Ricardo Lagos, de que “mis empresarios todos lo aman (…) porque realmente le tienen una tremenda admiración por su nivel intelectual superior y porque además se ve ampliamente favorecido por un país al que todo el mundo percibe como modelo” (La Segunda; 14-10-2005). O la consideración del destacado economista César Barros y de empresarios de su entorno de que Lagos fue “el mejor presidente de derecha de todos los tiempos” (La Tercera; 11-3-2006). O el reconocimiento efectuado a Lagos por el segundo de Milton Friedman de la Escuela de Chicago, Arnold Harberger, luego de una intervención del ex presidente en un seminario en Colombia: “Su discurso podría haber sido presentado por un profesor de economía del gran período de la Universidad de Chicago (…) El hecho de que partidos políticos de izquierda finalmente hayan abrazado las lecciones de la buena ciencia económica es una bendición para el mundo” (El País, España; 14-3-2007).

Advertisement

 

Advertisement

Ciertamente que este olvido ha estado también condicionado por el desastre electoral experimentado por los diversos partidos de la ex Concertación. Pero, con todo, estos no han perdido completamente su poder político. Es más, su contingente de convencionales (abrumadoramente del PS) será clave en el fiel de la balanza de la obtención de la mayoría de dos tercios requeridos para aprobar los textos de la nueva Constitución, dado dicho quórum antidemocrático establecido en el acuerdo del 15 de noviembre de 2019 y ratificado luego por una reforma constitucional en diciembre de ese año. Y también, todo indica que el PS se constituirá en aliado clave del futuro gobierno de Boric.

Advertisement

 

Advertisement

Por todo ello resulta muy revelador el explícito apoyo editorial efectuado por El Mercurio a una incorporación lo más relevante posible del PS a la coalición que sustentará el nuevo gobierno: “El presidente del partido (PS), Alvaro Elizalde, ha afirmado que su colectividad tiene profundas coincidencias con el programa de Gabriel Boric; de hecho, pese a que en primera vuelta apoyó formalmente a la candidata DC, Yasna Provoste, ya entonces distintas figuras socialistas respaldaban al ahora presidente electo. Además, se ha evidenciado en la Convención Constitucional una especial sintonía entre los socialistas y el Frente Amplio, a diferencia de los conflictos que han enfrentado a este último bloque con su socio de coalición, el Partido Comunista. Más aún, el bochornoso proceso de elección de la nueva mesa de la Convención dejó en evidencia la molestia del PC frente a la estrecha relación entre los frenteamplistas y el PS. Por lo mismo, el eventual ingreso de esta colectividad a la administración Boric involucra para el futuro Presidente el desafío de hacer viable una convivencia entre las muy distintas izquierdas que hoy se expresan en el país”.

 

Advertisement

“Desechada la idea de establecer ´círculos concéntricos’ con diferentes niveles de incidencia, ha trascendido que el camino que hoy se tomaría sería el de que, junto con incorporarse figuras en sus filas al gabinete, el PS, sin ser parte del pacto Apruebo Dignidad, participaría semanalmente y en igualdad de condiciones en las reuniones del próximo comité político. El PS no solo tiene una historia y un lugar en la política chilena, sino que además cuenta con 13 diputados y siete senadores, contingente relevante para un gobierno que pretende impulsar ambiciosas reformas sin contar con mayorías en ninguna de las cámaras. Pero más allá de esa contribución, la colectividad tiene también la posibilidad de aportar a la futura administración la experiencia y el pragmatismo de quienes han jugado un papel central en los logros alcanzados por el país durante los últimos 30 años (sic) (…) A su vez, desde la perspectiva del mandatario electo, recibir en su gobierno a la colectividad de Elizalde le permitiría ampliar su base política, pero también acrecentaría el desafío que supone conciliar fuerzas que van desde el socialismo democrático hasta opciones de izquierda de dudosa adhesión a la democracia liberal” (El Mercurio; 20-1-2022).

Advertisement

 

Advertisement

Los comentarios huelgan.

 

Advertisement
Advertisement

Por Felipe Portales

 

 

Advertisement
Advertisement

Advertisement
Advertisement

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Historiador y sociólogo

Related Posts

  1. solamente un viejito de 81 says:

    Como siempre, te pasaste cabrito. Ahora, hay un dicho que le viene como banco de Talca a piñera y que arreglado un poquito dice asi: » Díme quien te alaba y te diré lo infeliz que eres», usted sabe a que colectividad me refiero, don Felipe. Gracias por su artículo y ojalá muchos lo lean y lo reflexionen.

  2. Renato+Alvarado+Vidal says:

    Este nuevo Gabriel ha llegado a la Presidencia cabalgando el descontento popular contra el modelo neoliberal ¡y lo primero que hace es poner un neoliberal en Hacienda! Está claro que su interés es dar «seguridades» al gran capital y no al pueblo.
    Podemos hacer algunas apuestas:
    ¿Cuanto durará la paciencia del pueblo ante una nueva Concertación?
    ¿Cuanto durará el PC en el Gobierno de este Gabriel II ?

  3. Patricio Serendero says:

    Con este PS los trabajadores no deben tener ninguna esperanza. Se trata de un partido de operadores políticos bien pagados que cuidan su pega y la de sus amigos y familiares. Ya en los años 80 cambiaron el carnet del Partido por la tarjeta American Express Gold. Administradores eficientes del modelo neoliberal durante 30 y pocos años. Y pensar que el FA abominaba hasta hace tan poco tiempo atrás de la vieja Concertación y la «vieja política»!!. Como se ve, la ideología burguesa está metida hasta el tuétano en muchos de nuestros conciudadanos. Si el FA tuviera reales intenciones de transformaciones profundas anticapitalistas no necesitaba para nada meter al PS ni al PPD al Gobierno pues estos, así como los otros partidos de la ex-Concertación habían ofrecido públicamente su apoyo sin condiciones( y aunque esto fuese mentira era cuestión de tomarles la palabra). Tampoco nadie le exigía al FA dar seguridades a la burguesía de que ellos serán muy responsables poniendo a un economista neoliberal en Hacienda. Bastaba decir que por ellos votaron más de cuatro millones de votantes y por lo tanto tienen toda la legitimidad para – apoyándose en esa legitimidad – intentar cumplir su Programa. Fieles a la ideología dominante en el seno del FA no lo han hecho. Si así será el futuro inmediato, no pasará mucho tiempo antes que tengamos otro 18-O.

  4. Ejercicio de falsificación por parte de Portales, Serendero y Renato Álvaro Vidal. Ustedes llamaron a votar por Boric, a sabiendas del apoyo que le habían entregado todos los pesos pesados de la concerta. Incluso algunos de sus seguidores reclamaban histéricamente «contra la ultra que se niega a votar por Boric».

    Es de un cinismo profundo lo de ustedes, tienen responsabilidad política por lo que hace y hará el gobierno de Boric.

    A quienes hacen la política de la patronal,

    Ni olvido ni perdón político.

  5. Felipe+Portales says:

    Señor Guille: Muchos votamos en segunda vuelta -y no nos arrepentimos- por Boric para evitar la monstruosidad de que nuestro país fuese gobernado por un pinochetista que lo primero que iba a hacer era indultar a todos los violadores de DD. HH. condenados por sus crímenes de lesa humanidad. Pero -al menos yo, y lo dije públicamente- sin ilusionarme en absoluto ni ilusionar a nadie con Boric ni con su eventual gobierno. Lamentablemente, -antes de comenzarlo- ya nos está dando la razón en nuestra manifiesta falta de expectativas. Porque claro que uno desearía equivocarse, y que «milagrosamente» se comprometiesen efectivamente con profundas transformaciones, para lo cual (el FA + la ex-Concertación) TIENEN LOS VOTOS en la Convención para eliminar el Senado y poder aspirar a un gobierno con mayoría absoluta.

  6. Nestor R Marin, Ph.D Agricultural Science, Phytopothologist. says:

    Todos los que han hecho un comentario antes que yo, en cierta manera tienen algo de razon, unos mas que otros. No digamos ahora que quicieron o no, colaborar en la candidatura de Gabriem Boric, quien es posible que este cometiendo algunos errores, por diversos motivos, mayormente, tiempo, presion, falta de analisis, no recibir criticas a teimpo, etc. Nadie es perfecto en las tierra, y si hemos cometido algun error, hay una gran oportunidad de corregir ese error, asi que no nos pongamos terriblemente sentimentales, antes de que Gabriel Boric asuma el poder. Estos analisis que ustedes hacen demuestran una gran experiencia, es es muy necesario escuchar todas las criticas o felicitaciones de lo esta occurriendo. Veamos que va suceder, por lo menos se esta avanzando poco a poco, pero como les decia, es muy importante que las cosas se esten analizando ahora, antes de que sea muy tarde.

  7. Patricio Serendero says:

    Votar por Boric enfrentado al fascista Kast era evitar algo peor que Pinochet. O no era? Lo que no quiere decir que ahora se exija que el FA cumpla su programa, objetivo que queda en duda cuando se nombra como ministro de Hacienda un destacado economista neoliberal. Justamente el modelo que el FA ha dicho que quiere eliminar. Y frente a esa decisión, es difícil no considerarla como algo negativo. Creo es mejor guardar el «ni olvido ni perdón» para la DINA/CNI y sus asesinos responsables de los desaparecidos cuyas familias todavía los buscan.

  8. Nestor R Marin, Ph.D Agricultural Science, Phytopothologist. says:

    Don Renato y quizas otro de ustedes que opinaron en este espacio. No tratemos de acelerar las cosas hacia un gobierno revolucionario en busca de la real Democracia. Recuerden que Boris y todos los demas que van a gobernar con el, estan en un puente nada seguro sobre un canal donde hay decena de cocodrilos esperan la presa. Recuerden lo que hizo Altamirano, como fastidio al Presidente Allende para que acelerara su gobierno a uno mas revolucionario. El Presidente Boric va a concretar sus bases, lentamente, pero con pasos muy seguros. El pueblo ha tenido mucha paciencia, y ahora es la oportunidad de que sus esperanzas se hagan realidad, pero tinen que colaborar a que la base que va a tratar de formar Boric, sea solidad y competente para poder llegar a los cambios tan necesarios que merece el pueblo chileno. Tambien tenemos la mision de estar observando que no hayan infiltrados, pagados por la derecha, para que de ciertas forma boicoteen este gobierno que recien esta por empezar; por seguro que habran mercenarios dispuesto a esto…ojo amigos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software