Nacional

A los 99 años murió Lucía Hiriart, viuda del dictador Augusto Pinochet

CNN Chile y Chilevisión han confirmado que este jueves 16 de diciembre ha fallecido a los 99 años Lucía Hiriart Rodríguez, viuda del dictador Augusto Pinochet.

Nacida en la ciudad de Antofagasta el domingo 10 de diciembre de 1922, María Lucía Hiriart Rodríguez, conocida simplemente como Lucía Hiriart, se convirtió en uno de los personajes más emblemáticos de la historia chilena del siglo XX. Fue esposa del dictador Augusto Pinochet y se le ha catalogado en distintas oportunidades como la principal influyente en las decisiones políticas del régimen que azotó al país entre 1973 y 1990.

Considerada una figura clave en la conducción del país durante los 17 años del régimen militar, su última “aparición” en la prensa fue en medio de la pandemia, el pasado 21 de abril del año pasado. Ese día fue publicado en los obituarios de El Mercurio un pequeño texto, firmado “Lucía Hiriart R., vda de Pinochet y familia”, con sus condolencias por el fallecimiento de Sergio Onofre Jarpa, exministro y fundador de Renovación Nacional.

Su padre fue Osvaldo Hiriart, militante del Partido Radical (PR), ex ministro del Interior -entre septiembre de 1943 y octubre de 1944- del ex presidente Juan Antonio Ríos y contrario a la dictadura de su yerno; mientras que su madre, Lucía Rodríguez Auda, era hija del abogado Eduardo Rodríguez, quien según relata la periodista Alejandra Matus en su libro Doña Lucía. La biografía no autorizada, “descendía del hermano de un obispo de Santiago, José Antonio Rodríguez, militante de la causa realista que se opuso fervientemente a la independencia de Chile”.

Conoció a Pinochet en 1941 y se casaron en 1943. A la ceremonia asistió el ex mandatario Ríos y la primera dama Marta Ide Pereira. Tuvieron cinco hijos: Inés (ex concejala de Vitacura), Augusto (ex militar acusado de casos de corrupción como el Pinocheques y el Riggs, y condenado en 2004 a pena remitida de 514 días por recibir especies robadas tras una investigación de compraventa de vehículos robados y tenencia ilegal de armas), María Verónica, Marco Antonio y Jacqueline Marie.

Advertisement

 

Según historiadores y periodistas, durante el régimen militar, Lucía Hiriart fue una pieza central en el ejercicio del poder, tras la figura de Pinochet. Hasta se llegó a especular que ella habría sido una de los que intercedieron para convencer al fallecido general de participar en el golpe de Estado. También se le atribuye a Hiriart una cercana amistad con el exjefe de la Dirección de Inteligencia Nacional (Dina), Manuel Contreras, fallecido en 2015.

Como primera dama, asumió la presidencia de la Fundación Cema Chile, institución que fue creada en 1954, durante el segundo gobierno del Presidente Carlos Ibáñez del Campo, y que terminó cuestionada por las millonarias ventas de propiedades que recibió en forma gratuita desde el Estado.

 

Fuente: CNN, La Tercera

Advertisement

Advertisement
Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Margarita Labarca Goddard says:

    Lucía Hiriart debió terminar en la cárcel, porque fue cómplice de Pinochet en todas las atroces violaciones a derechos humanos que él cometió y también en sus estafas económicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software