El Séptimo Juzgado de Garantía acogió a trámite la querella interpuesta por el abogado, Luis Mariano Rendón, en contra del alcalde de Santiago, Felipe Alessandri, por el delito de prevaricación al ordenar ejecutar trabajos no  esenciales en distintos lugares de la Comuna, pese a la cuarentena decretada por la autoridad sanitaria. El jefe comunal autorizó estos trabajos, aprovechando la pandemia para realizar obras postergables, exponiendo así la vida de cientos de trabajadores y sus familias y contribuyendo a aumentar el riesgo de contagio, en los  momentos más críticos de la pandemia, en Chile”, indicó el abogado.

Rendón explicó a elclarin.cl que el delito de prevaricación está contemplado en el artículo 228 del código penal y sanciona a aquel funcionario público que dicta – a sabiendas-una resolución manifiestamente injusta. En este caso, la resolución emitida por el Alcalde es injusta porque contraviene las normas de cuarentena y vulnera –directamente – el dictamen de la Contraloría que dispone la modalidad de trabajo en las entidades públicas, durante la pandemia.

Cabe señalar que la Contraloría a través del Dictamen N° 3.610  establece que los servicios públicos deben realizar de forma presencial solo aquellas labores mínimas que permitan actividades indispensables y faculta a los funcionarios públicos a cumplir sus labores de manera remota e instruye a los jefes de servicios a garantizar la salud de la población.

El organismo contralor puntualiza que «ante una pandemia como la que afecta al territorio nacional, corresponde a los órganos de la Administración del Estado adoptar las medidas que el ordenamiento jurídico les confiere a fin de proteger la vida y salud de sus servidores, evitando la exposición innecesaria de estos a un eventual contagio; de resguardar la continuidad del servicio público y de procurar el bienestar general de la población»

Advertisement

 

En este contexto, el abogado Rendón indicó que el alcalde Alessandri dio orden de hacer trabajos como mejoramientos de veredas, obras de jardinería, y renovación de flores para hermosear la comuna. “Estas actividades – en medio de la crisis sanitaria- no son prioritarias por lo que se puso en riesgo tanto la salud de los trabajadores municipales como la de aquellos pertenecientes a empresas contratistas.”   

 

Los organismos del Estado debiesen dar un ejemplo en materia de respeto a la cuarentena. Sin embargo, nos encontramos con que éstos realizan los mismos fraudes empleados por empresas privadas para burlas las cuarentenas.

Cuando nos preguntamos: ¿por qué se observan tantas personas en el transporte?…bueno, parte de la explicación la encontramos en la falta de escrúpulos de autoridades como Alessandri”, argumentó

Además de la sanción penal para Alessandri, la querella busca que el Ministerio     actuando de manera urgente, ordene paralizar todas las labores innecesarias que está realizando la Municipalidad de Santiago y ojalá, investigue de oficio lo que ocurre en otras municipalidades

La querella contra Alessandri, se suma a otra entablada por Rendón en contra del Subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli, por autorizar obras no esenciales  en zonas bajo cuarentenas. El 18 de junio recién pasado, el Séptimo Juzgado de Garantía acogió a trámite la citada acción legal.

 

Por Galy Chávez 

 

Advertisement
Síguenos:
error1
Tweet 20