Chile al Día Opinión e identidades

Daniel Jadue y la izquierda antijudía en Chile

Tiempo de lectura aprox: 2 minutos, 32 segundos

Para ser sincero, más que sorprenderme las recientes declaraciones del alcalde Daniel Jadue, al señalar que ser de izquierda y judío sería una contradicción, por creerse el pueblo elegido de manera supremacista (1), me preocupa más el silencio de muchas y muchos, que pareciera que creyeran que cuestionar hoy en día un discurso antijudío, sería hacerle el juego al Estado colonial de Israel.

De ahí que este tipo de declaraciones antijudías no sean algo nuevo en Daniel Jadue, teniendo un largo historial de afirmaciones racistas contra este pueblo, solo que ahora no las ha disfrazado con un discurso antisionista, que termina siendo una forma de encubrir una mirada discriminadora y totalizante de un grupo humano que es tan diverso como cualquier otro.

Por eso que el gran problema que veo es que distintos sectores de izquierda y contra el colonialismo israelí, inclusive judíos antisionistas en Chile, pareciera que no les importara que Daniel Jadue diga cualquier cosa y denigre a los judíos, ya que siempre ha estado por la causa palestina, por lo que se ha vuelto un intocable por ser un referente en el país.

Asimismo, esa izquierda que calla sobre los dichos antijudíos de Daniel Jadue, es la misma que calla sobre la invasión de Rusia a Ucrania y a los crímenes de gobiernos autoritarios islámicos y latinoamericanos, ya que serían supuestamente antiimperialistas y contrarios a los intereses de Estados Unidos, por lo que todo valdría con tal de reducir la influencia de occidente en el mundo.

Ante esto, que ideas como el sionismo internacional o que los judíos controlan las finanzas y los medios de información, muy usadas por alguien como Jadue, sean parte de un discurso antiimperialista limitado e incapaz de ver el capitalismo, el patriarcado y el colonialismo como sistemas de opresión entrelazados y dinámicos, que no pasan por la acción de un determinado país en particular, lo que se evidencia con el desplazamiento del centro mundial de Estados Unidos a China.

Por lo mismo, la crítica necesaria a la ocupación histórica del Estado de Israel en Palestina y al genocidio que estamos presenciando en la Franja de Gaza, así como también el apoyo a la resistencia existente, debe tener una mirada más allá de binarismos, que solidarice con los distintos pueblos que tienen que soportar y luchar contra grandes empresas y grandes Estados que les importa en lo más mínimo promover buenos vivires

Dicho lo anterior, cuando Daniel Jadue dice que no se puede ser judío y de izquierda, repitiendo un discurso de clase eurocéntrico, solo denigra al pueblo palestino también con esa afirmación, ya que con ese argumento tampoco se podría ser de izquierda y musulmán, lo que lo vuelve un ataque antisemita, tanto judeofóbico e islamofóbico, esencializando lo cultural como el peor de los conservadores.

Por lo demás, desde una mirada descolonizadora, la idea misma de izquierda es eurocéntrica, proveniente de la Revolución Francesa, por lo que uno podría tener una mirada anticolonial, anticapitalista y antipatriarcal sin definirse como de izquierda, como pasa con movimientos indígenas, feministas y socioambientales en la región, por lo que su argumento termina siendo bastante vacío si quiere presentarlo como crítico.

En consecuencia, las palabras de Daniel Jadue y el silencio de muchas y muchos, no solo daña, estigmatiza y denigra a quienes son o tenemos alguna relación con lo judío, como es mi caso por mi familia paterna, sino también contribuye a darle argumentos al Estado de Israel para que siga colonizando territorios en Palestina y siga masacrando a un pueblo, atrapado por fanáticos nacionalistas y religiosos.

A su vez, es bastante vergonzoso y desesperanzador ver como en medio del horror que están sufriendo los palestinos, vengan personas a plantear discursos de odio en este momento y que otros miren para otro lado, como si los dichos de Daniel Jadue no importaran y fueran parte de una polémica intrascendente entre el alcalde y algunos militantes judíos del partido comunista de Chile, como lo son Carmen Hertz y Miguel Lawner (2).

Para finalizar, está de más decir que hay sectores y medios de información de derecha que avalan el colonialismo israelí y usan esta polémica para distraer y tapar el genocidio perpetuado por el Estado de Israel en la Franja de Gaza, lo que es obvio, pero no por eso se va a pasar por alto el sistemático ataque que hace Daniel Jadue contra los judíos.

 

Por Andrés Kogan Valderrama

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Las opiniones vertidas en esta sección son responsabilidad del autor y no representan necesariamente el pensamiento del diario El Clarín

 



Sociólogo Diplomado en Educación para el Desarrollo Sustentable Diplomado en Masculinidades y Cambio Social Magíster en Comunicación y Cultura Contemporánea Con cursos de Doctorado en Estudios Sociales de América Latina Profesional de la Municipalidad de Ñuñoa Militante de Convergencia Social

Related Posts

  1. Felipe Portales says:

    Algo -no mucho para ser realista- podría ayudar en esta dirección que Chile junto con Brasil rompieran relaciones diplomáticas con Israel mientras la masacre continúe. Además, aprovechando que es el único tema en que Boric no está totalmente subordinado a EE. UU. y Europa, aquel podría «mostrar» (algo que le gusta mucho) que tiene independencia; y, a la vez, con ello podría mejorar en algo sus pésimas relaciones con Lula, forjadas por sus críticas públicas ¡incluso cuando estaba de invitado en Brasil!…

  2. Felipe Portales says:

    Concuerdo con Margarita que bastaría con que el gobierno de Estados Unidos (por cierto con sus subordinados gobiernos europeos) le dijera a Netanyahu que BASTA (en privado, y con la obvia amenaza de negarle todo apoyo militar, político y económico adicional) para que Israel terminara con su operación criminal.

  3. Margarita Labarca Goddard says:

    En Israel viven sólo 7 millones de judíos, en el resto del mundo, muchos más. Si excluimos a los menores que no votan, digamos dos millones aunque deben ser más, quedarían cinco millones de electores. Bastaría que dos millones quinientos un mil , digamos dos millones 700 mil, para elegir a Netanyahu y los suyos. Esa es un cifra muy baja, comparada con todos los judíos del mundo.
    El que tiene la llave para evitar esta masacre, es Biden y también Trump. Los yanquis son los que apoyan al gobierno de Netanyahu, le mandan plata, barcos portaviones, armas y tutti cuanti. Vamos, que los culpables son los yanquis. Siempre han sido nuestros enemigos y también de todos los países árabes.

  4. Felipe Portales says:

    En efecto, la extrema violencia utilizada por los judíos para volver del Exodo hoy día es totalmente condenable (¡como lo está siendo la ofensiva criminal de Netanyahu para la gran mayoría de la humanidad!). Aunque en esos tiempos, desgraciadamente, todos los pueblos se comportaban permanentemente así y lo justificaban apelando a su religión. Y mucho después, los cristianos cuando adquirieron poder-¡y distorsionando el Evangelio de paz, justicia y no violencia!- también lo siguieron haciendo así, y lo mismo los musulmanes. Sin embargo, ello no obsta para que los judíos -religiosos o no- bregaran como pueblo oprimido y explotado por que se establecieran relaciones de justicia al interior y entre las naciones. Y por ello es que cuando comenzaron a establecerse más libertades luego de la caída de las monarquías absolutas, los judíos se distinguieron particularmente en el liderazgo político y sindical en favor de sociedades más democráticas y justas. De allí que los judíos en general se destacaron en el ámbito de «la izquierda». Y por ello es que combinando el antisemitismo cristiano de siglos y el temor de la derecha europea a perder sus privilegios, se estructuró un feroz antisemitismo político que caracterizó a la izquierda europea como la obra demoníaca de los judíos que para ello utilizaban la masonería primero, y luego especialmente el comunismo; ¡lo que llevó finalmente al Holocausto! Por lo que -independientemente de la deriva ultranacionalista y criminal de los últimos gobiernos israelíes (Sharon, Shamir y Netanyahu)- señalar que «los judíos» no pueden ser de izquierda constituye un total error conceptual e histórico que a lo único que lleva es a estimular el resurgimiento del atávico antisemitismo.

  5. Está bien esta serie de reproches sobre el mal comportamiento de israelitas contra israelitas que no sabemos si les hacían caso o, más bien, no… Pareciera que no. Pero ¿ alguno de estos profetas sancionó el mal comportamiento de su pueblo CONTRA otro pueblo Parece que no. Y ese es el caso actual en el conflicto con Palestina-

  6. Felipe Portales says:

    Para dar sólo una pequeña muestra de lo que denunciaban los profetas del Antiguo Testamento -y que les significó persecución, y en algunos casos, muerte- en contra de la opresión y explotación de los más pobres y en favor de la justicia social, es decir, ¡la base de un pensamiento de izquierda!: «¿Cómo es que pareces una prostituta, Sión, ciudad fiel que te conformabas a mis leyes? La justicia moraba en tus muros, pero te volviste en barrio de asesinos (…) Tus jefes son unos rebeldes, amigos de ladrones. Todos esperan recompensa y van detrás de los regalos. No hacen justicia al huérfano ni atienden la causa de la viuda» (Isaías 1; 21-23). «¡Pobres de aquellos que, teniendo una casa, compraron el barrio poco a poco! ¡Pobres de aquellos que juntan campo a campo! ¿Así que ustedes se van a apropiar de todo y no dejarán nada a los demás» (Isaías 5; 8). «¿No saben cuál es el ayuno que me agrada? Romper las cadenas injustas, desatar las amarras del yugo, dejar libres a los oprimidos y romper toda clase de yugo. Compartirás tu pan con el hambriento, los pobres sin techo entrarán a tu casa, vestirás al que veas desnudo y no volverás tu espalda a tu hermano» (Isaías 58; 6-7). «Escuchen esto, gobernantes del pueblo de Jacob, ustedes que desprecian la justicia y que tuercen mañosamente la ley: Sión se está edificando sobre sangre, y Jerusalén en base a crímenes. Sus gobernantes se dejan comprar para dar una sentencia; sus sacerdotes cobran por una decisión» (Miqueas 3; 9-11). «¡Ay de aquel que amontona sin parar las cosas que son de otros y se llena de prendas empeñadas! (…) ¡Ay del que levanta su casa con ganancias injustas!» (Habacuc 2; 6 y 9).

  7. Mis citas anteriores no son para condenar a todos los judíos. Pero una mayoría de israelitas que, como dijo una comentarista, está formada por un grupo religioso y sectario, eligió a Netanyahu, ¿Acaso eso no nos indica que esa mayoría comulga con los crímenes de este asesino y con la idea del pueblo de dios Yaveh que hace el pacto con Abraham, fundador de este pueblo, y se compromete a darle una «tierra prometida» que es producto del robo y el asalto brutal como usted puede comprobarlo leyendo el Antiguo Testamento? La presencia de algunos judíos en la izquierda y la acción positiva de esos «algunos» es bienvenida. Pero no ha sido la presencia del «pueblo judío». Y si ahora ese pueblo judío rechaza el asesinato del pueblo palestino, pues que se revele contra Netanyahu y su camarilla y los mate (como mataban antes a sus enemigos). Además no se trata de pasajes «oscuros» del Antiguo Testamento, sino de momentos fundacionales de este pueblo elegido, fundado por Abraham a quien un dios inventado por él a su pinta se compromete a darle tierras de otros y poder sobre otros que jamás han sido consultados. Naturalmente los europeos no procedieron por consulta en nuestra colonización. Tampoco ha procedido por este camino el gran amo del mundo EEUU que poya indiscriminadamente a Israel en su matanza. Hay que leer los textos y sacar conclusiones lógicas. No hay coincidencias sino consecuencias.

  8. Margarita Labarca Goddard says:

    SIGO
    Perdonen los errores de dedo. Aquí no permiten arreglar nada y yo estoy bien cegatona, los anteojos no me sirven mucho ¿Tendré que cambiarlos? Quizás.

  9. Margarita Labarca Goddard says:

    Por eso digo que no hay que confundir el Antiguo Testamento de la Biblia, en el que se basa la religión judía (es lo que citas, José), con el Nuevo Testamento que es desde Jesús Cristo y plantea cosas muy distintas.
    Como yo no soy creyente no suelo leer la Biblia, pero supongo que los creyentes, sean católicos, protestantes como se decía en Chile o judíos, deberían saber de dónde viene y por donde va su religión. Supongo que católicos y protestantes hay muchos, en cambio judíos actuales creyentes debe haber muy pocos porque, repito, el Antiguo Testamento es una brutalidad ¿No es así? Los judíos tienen muchas costumbres y tradiciones culturales, que no tienen nada que ver con la religión que practican los integrantes del actual gobierno de Israel.
    Entonces, vamos distinguiendo. Cuando hablamos de los crímenes que se están cometiendo ahora en Gaza, no digamos judíos en general, sino israelíes. Y tampoco digamos israelíes en general sino los israelíes que apoyan al gobierno de Israel, precisando que apoyan al actual gobierno der Israel, que es un gobierno teocrático dirigido por Netanyahhu y basado en el Antiguo Testamento. Así se limita mucho la cosa.

  10. Felipe Portales says:

    Estimado José: Por cierto que la derecha israelí -en su búsqueda de justificación genocida- recurre literalmente a los pasajes más oscuros del Antiguo Testamento-Torá. Así el propio Netanyahu recurrió a la matanza de los amalecitas (1 Samuel 15). Sin embargo, olvida todos los innumerables pasajes de los profetas y de numerosos otros textos en que se cuestiona la obra de las autoridades y sacerdotes judíos en contra de la justicia social y de las necesidades de los pobres explotados y oprimidos. Por otro lado, la izquierda europea -que en una de sus vertientes también recurrió a grandes matanzas en su conquista y mantención del poder, aunque por cierto desde una perspectiva completamente laica-, desde Marx en adelante tuvo una importantísima presencia judía en su dirigencia. Tanto así que la derecha cristiana y laica demonizó por más de un siglo a la izquierda como, en definitiva, una obra judía de búsqueda del dominio mundial y de la destrucción de la civilización y de los países de occidente, a través de la «judeo-masonería» y del «judeo-comunismo». Entonces, decir que un judío no puede ser de izquierda constituye un absurdo conceptual e histórico.

  11. Manuel cartagena jessen says:

    Los que escriben la historia son los vencedores de las guerras. Lo cierto y denunciable hoy habla es la sangre del genocidio en gaza del pueblo palestino» y desde la tierra grita»

  12. José
    Cito , no supongo, para que saquen sus conclusiones.
    – Toma de Jericó por Josué y su ejército : «Se apoderaron de Jericó. Y espada en mano mataron a todos los hombres y mujeres, jóvenes y viejos ; incluso a los bueyes, ovejas y burros, y los entregaron como anatema, o sea, los sacrificaron a Dios» (Josué 6 , 21)
    – Toma y matanza de Hay: «Entonces Yaveh dijo a Josué : Tiende hacia Hay la lanza que tienes en tu mano porque yo te entregaré esta ciudad……… Los israelitas acabaron con los habitantes de Hay que estaban en el campo o que habían huido al desierto; los mataron a todos. Después volvieron a la ciudad y la pasaron a cuchillo. El total de los que cayeron ese día fue de doce mil. Josué no dio la orden de cesar el combate antes de que todos los habitantes de Hay hubieran sido sacrificados conforme al anatema. Sin embargo, los israelitas se repartieron el ganado según lo ordenado por Yavé»
    (Jo)sué 8 , 15 y 24

  13. Felipe Portales says:

    Por cierto la política criminal del gobierno de Netanyahu no sólo está provocando la masacre de miles de personas, ¡la mayoría mujeres, niños y ancianos!, sino que está haciendo la mayor «limpieza étnica» de este siglo y, así como va, el mayor genocidio desde 2000. Es particularmente triste que este horror lo lleve adelante con el apoyo claramente mayoritario del pueblo más perseguido de la historia. Y, por cierto, una de las desgraciadas consecuencias de todo esto será el reflotamiento del atávico antisemitismo. Por esto mismo que es tan desalentador que quien pretendió ser líder de la izquierda chilena se haga eco de la revitalización de esta odiosa rémora que llevó incluso al Holocausto.

  14. Margarita Labarca Goddard says:

    Yo defiendo a Jadue porque él, como mucha gente del mundo, se está dejando llevar por los sentimientos y eso es entendible, al fin y al cabo él es palestino y forma parte de la comunidad palestina más grande del mundo. Y lo que está pasando en Gaza es terrible, miles de muertos y en especial niños pequeños, es espeluznante y cuesta mucho mantener la objetividad en este caso.
    Es muy cierto que no todo el mundo en Israel apoya al gobierno de Netanyahu, pero éste ha sido elegido por una mayoría religiosa y sectaria. Y es cierto también que la mayoría de los judíos del mundo y de Chile no apoyan la política de exterminio que lleva a cabo el gobierno de Israel. Es como si dijéramos que en Chile todo el mundo apoyaba a la dictadura, por favor. Aunque haya gente que todavía la defiende.
    Por supuesto que siempre ha habido judíos de izquierda en el mundo entero, pero no son los religiosos, porque entiendo que la religión judía se basa en el Antiguo Testamento de la Biblia, que es primitivo y horrible. No todos los judíos se creen el pueblo elegido, qué persona inteligente se creería elegido de dios.
    Creo que Daniel Jadue no dijo lo que dicen que dijo y, por otro lado, sus reacciones emocionales son comprensibles, como las de mucha otra gente. Y está pasando lo que yo misma he vaticinado: se va a revivir el eterno antijudaismo que siempre ha existido en el mundo por las razones que sean.
    Yo escribí un artículo en Clarín sobre el tema. Aquí les dejo el link por si les interesa https://www.elclarin.cl/2023/11/12/los-judios-en-chile-y-en-el-mundo/

  15. Felipe Portales says:

    Como bien reseña Patricio Serendero, la idea de pueblo elegido de Dios no fue para subordinar a otros pueblos, sino para servir de ejemplo a la humanidad ¡De hecho, el cristianismo sostiene también que el pueblo judío fue el elegido históricamente por Dios; y Cristo era étnica y religiosamente judío, y entendió su misión como de perfeccionamiento de la misma religión judía y de su extensión a todo el mundo: «No crean que yo vine a suprimir la Ley (judía) o los Profetas: No vine a suprimirla, sino para llevarla a su perfección» (Mateo 5; 17). Jadue entiende esto de forma completamente equivocada.

  16. luis millan says:

    El sionismo esta condenado por las naciones Unidas el columnista se fue por las ramas y no condeno que un estado armado por estados unidos y formado en mas de un 80% por mercenarios atacan a civiles sin armas esto lo vimos cuando se bombardeaban aldeas en viet-nam autorizadas por un sionista Kissingger que envio armas por valija diplomatica para que los facistas atentaran contra el comandante en jefe del ejercito y abortar la presidencia de salvador allende

  17. Patricio Serendero says:

    Una fuente de información sobre este tema es el ChatGPT, un resumen de lo que contienen muchas bases de datos.
    ————————————————–
    Pregunta: Es el pueblo judio el pueblo escogido por Dios?
    Respuesta del ChatGPT:
    «La idea de que el pueblo judío es el pueblo elegido por Dios es un concepto fundamental en la fe judía. Según la tradición judía, se cree que Dios escogió al pueblo judío para establecer una relación especial y para cumplir un propósito específico en la historia. Esta noción se remonta a las escrituras sagradas del judaísmo, como el Antiguo Testamento de la Biblia, donde se relata la alianza entre Dios y el pueblo de Israel, descendiente de Abraham, quien es considerado el patriarca del judaísmo.
    La idea de ser «el pueblo elegido» no implica superioridad sobre otros pueblos, sino más bien una responsabilidad especial para vivir de acuerdo con los mandamientos y enseñanzas de Dios, y servir como ejemplo para la humanidad.» (fin citación)
    ————————————————–
    De modo que Jadue primeramente solo repite lo que dice esa religión. Pueblo escogido. Sobre su afirmación de la contradicción entre Pueblo escogido por Dios e izquierdista tal vez aquí Jadue se refiere apenas a la izquierda marxista. Allí la contradicción es evidente dado el carácter ateo del marxismo, donde no hay lugar para pueblo escogido alguno.
    Como muchos otros pueblos, el pueblo judío muestra un gran nacionalismo. Por toda su historia. Y por lo tanto es muy sensible a cualquier opinión crítica. Por esto, concuerdo que tal vez Jadue no debería haber dicho aquello, aunque sea en el contexto del genocidio que practica Israel en Gaza. Pero de allí a concluir que es un energúmeno antisemita, hay un muy largo trecho. Sobretodo si se consideran los largos años de Jadue de coherencia política de Izquierda.

  18. Felipe Portales says:

    Además, muy probablemente Jadue ignora también que ¡la mitad! de los miembros del Buró político bolchevique que decidió la toma del poder en octubre (noviembre) de 1917 eran judíos; que el líder de la fugaz Revolución soviética húngara de 1919 fue el judío Bela Kun; y que los líderes de la también abortada Revolución soviética en Baviera en 1919 fueron los judíos Kurt Eisner, Ernst Toller, Eugene Leviné y Max Levien. Incluso, el entonces nuncio en Alemania y connotado antisemita y anticomunista, Eugenio Pacelli (futuro Pío XII), luego de visitar a Levien en Munich en el edificio del gobierno revolucionario, escribió: «La escena que podía observarse en el palacio era indescriptible (…) Parecía el mismo infierno (…) y en medio de todo esto una banda de mujeres jóvenes, de dudoso aspecto, judías como todos los demás (…) con ademanes libidinosos y sonrisas sugerentes. La jefa de la chusma femenina (…) era la amante de Levien, judía y divorciada (…) Ese Levien es un joven (…) ruso y judío. Pálido, sucio, con ojos de drogado, voz ronca, vulgar, repulsivo, con un rostro a un tiempo inteligente y taimado» (John Cornwell.- «El Papa de Hitler. La verdadera historia de Pío XII»; Planeta, Barcelona, 2005; p. 93).

  19. Gino Vallega says:

    Los comentarios de personas de religión judía ( que al día de hoy, mal que les pese, parecen apoyar a los sionistas) muestran un gran grupo de elegidos por ellos mismos que , en aras de un fundamentalismo insano, aprueban el apartheid israel-palestino. Las palabras del alcalde Jadue fueron confusas (según explica) y de difícil entendimiento; debe cuidar su castellano para evitar inútiles explosiones de beligerantes, que en su afán de «ganar» el gallito, se pisan la cola.
    Dicen que Alessandri Palma solía decir «el odio nada engendra, solo el amor es fecundo», mientras daba órdenes para asesinar a cualquiera que pareciera hacerle sombra.

  20. Felipe Portales says:

    En realidad, tristemente Jadue se ha convertido en un negacionista de la historia judía de siglos de sufrir espantosa discriminación como víctimas de los poderosos del mundo; y especialmente de la historia europea del siglo XIX y XX en que «el judío» se convirtió en el izquierdista por antonomasia; y en que tanto el establishment católico, ortodoxo y de la derecha laica concibieron al mundo amenazado por las ansias de dominación mundial de los judíos, a través de la masonería y el comunismo.
    Ello explica porqué ¡no sólo los nazis!, sino la extrema derecha europea en general participó activa o pasivamente en la realización del Holocausto.
    Otra cosa es que el ala derecha del sionismo (¡porque tampoco es «el sionismo»!) se haya comprometido en la más salvaje masacre y limpieza étnica genocida efectuada en este siglo, provocando además una virtual autodestrucción moral de Israel y comprometiendo severamente la paz mundial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *