Ciencia y Tecnología

El asteroide Oumuamua es “tecnología alienígena” sostiene astrónomo de Harvard

Abraham ‘Avi’ Loeb, astrónomo principal de la Universidad de Harvard, publicará a final de enero un libro que ilustra su polémica tesis del presunto origen artificial para el objeto interestelar Oumuamua.

Loeb argumenta que el hallazgo del citado raro objeto espacial de forma alargada hace tres años significa que “nuestro sistema solar fue visitado recientemente por tecnología alienígena avanzada procedente de una estrella distante“. A fines de 2017, los científicos de un observatorio hawaiano vislumbraron un objeto que se elevaba a través de nuestro sistema solar interior, moviéndose tan rápido que solo podría haber venido de otra estrella.

La investigación completa se verá cuando se publique el libro Extraterrestrial: The First Sign of Intelligent Life Beyond Earth.

Avi, quien también dirige el Instituto de Teoría y Computación de Harvard, estudió durante años el objeto y concluyó que no era un asteroide. “Se movía demasiado rápido a lo largo de una órbita extraña y no dejaba rastro de gas o escombros a su paso. Solo había una explicación concebible: el objeto era una pieza de tecnología avanzada creada por una civilización alienígena distante“, relata la ficha de promoción del libro.

Advertisement

No obstante, otros científicos rebatieron la hipótesis de un origen artificial para Oumuamua, al sostener que fenómenos naturales pueden explicar su extraño comportamiento. Ante esas posiciones, Loeb dijo, en declaraciones a New York Post,  que algunas personas “no quieren discutir la posibilidad de que existan otras civilizaciones” porque piensan que “somos especiales y únicos”. Sin embargo, este descubrimiento “podría redefinir el lugar que ocupamos en el universo“.

Advertisement

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Related Posts

  1. Dediquemos nuestro tiempo y energía recuperando nuestro planeta, estas tesis e hipótesis no nos llevan a ninguna parte. Se han usado como “cortina de humo”. No solo estas elucubraciones astronómicas, sino religiosas, acuerdense de la Virgen de Peña Blanca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *