Política Portada

Sin el voto popular no hay victoria

Un poco de matemáticas elemental nos permitía suponer la elección de Claudio Orrego como el primer Gobernador electo de Santiago. El desafío de Karina Oliva estaba en la difícil tarea de convencer a la ciudadanía que no había votado a asistir a las urnas. Esto no sucedió e incluso la participación electoral cayó a menos del veinte por ciento.
Sin duda, una de las principales causas de la baja participación tiene que ver con la carencia de representatividad de quienes aparecen como candidatos. Los Partidos Políticos y las alianzas políticas aún no han asumido esta evidencia. Creo que no basta con el criterio de ser un fiel y destacado militante del “partido”. Los Partidos Políticos esperan que los ciudadanos los apoyemos en sus decisiones, quizá sea legítima una inversión transformadora en donde los Partidos Políticos se sumen a las causas ciudadanas. Una democracia madura y diferente podría hacerse más representativa de este modo, pero aquello supone una activa participación política de la ciudadanía en la disputa del poder.
Las elecciones de gobernadores vuelven a mostrar una derrota importante para la derecha, que sigue acorralada entre las cuerdas no sólo en Chile sino que en nuestra región continental. Sin embargo, en varias provincias la centro derecha sigue siendo votada y aún no se visualiza una modificación sustancial hacia la izquierda. La política del patrón aún funciona y no se advierte de manera importante una izquierda campesina.
En Santiago la derecha no llevaba representante a la segunda vuelta, sin embargo el voto disciplinado y los temores de la clase social privilegiada determinaron la elección a favor de Orrego. La derecha no está totalmente derrotada y sigue siendo un factor de incidencia relevante en las urnas. La elección de Orrego puede ser entendida como la victoria electoral de la derecha.
Ya sabemos que los candidatos a la elección presidencial desde los partidos de izquierda son Daniel Jadue y Gabriel Boric. Los resultados en Alcaldes, Concejales y Convencionalistas Constituyentes, desde el optimismo, abren la posibilidad de pensar en un balotaje entre el centro y la izquierda. Sería esto nuevamente una derrota para la derecha que lleva como candidato fuerte a un constante perdedor de elecciones presidenciales que es Joaquín Lavín y varios otros que en las encuestas están lejos de él. Del centro político puede salir cualquier cosa y ya está claro que no se sumaron a las fuerzas de izquierda.
En este caso, el centro político, como siempre, se dispersará e irá hacia la derecha (por ejemplo la DC) y los demás, como siempre dubitativos e inseguros jugarían sus fichas hacia las dos direcciones. El centro se ha fortificado en esta opción de estar al medio, ni allí ni allá o como dice la popular canción de Víctor Jara  “usted no es ná, ni chicha ni limoná”.
Nuevamente la oportunidad más cierta de la izquierda está en alcanzar el aumento de la participación ciudadana en las elecciones. A mi modo de ver, Daniel Jadue es un candidato que tendría más opciones en el voto popular, la experiencia en terreno y su constante trabajo a favor de las políticas sociales le podrían favorecer.
Por otra parte, a esta izquierda parlamentaria que va jugando la opción presidencial, aún no ha logrado convertirse en una fuerza pluripartidista. No basta con hacer una competencia limpia como le hemos apreciado a Boric, cuando Jadue ha quedado expuesto a la crítica engañosa de los operadores políticos. Falta aún un programa de Gobierno que logre aclarar los mínimos comunes. Ese programa de mínimos comunes tiene que incluir una lógica popular y pluripartidista. Ese modo de ver la política fue el sustento de la victoria de Allende. Pero aquello invita a un gesto importante del PC y de Jadue, más allá de los dogmas, intereses y soberbia.
Por Alex Ibarra Peña
Advertisement

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20

Dr en Estudios Americanos

Related Posts

  1. ramon roman says:

    POBRE, POBRE CHILITO. Unos tiran para un lado y los otros… para el mismo lado. ¿qué pasa en este chilito mío? Queremos cambiar el sistema actual, hacemos grandes movimientos sociales, ganamos un referendo, y una nueva constitución está claramente a la vista, y súbitamente, como un acto de magia, abracadabra, todo el castillo, como un castillo de naipes, se viene al suelo. ¿somos los chilenos unos au evonaos? Peor que eso, le tememos al futuro que nostros mismos queremos construir. ¿Orrego y la DC, de centro izquierda? Saben que más, váyanse a la ch….a. Tantos presos por querer algo mejor, tantos heridos, tantos dejados totalmente incapacitados por las fuerzas opresoras de este sistema, hasta muertos y…cataplum, el ueonaje se limpia el trate con todo esto y VAMOS DE NUEVO POR LOS MISMOS U E ONES QUE NOS TIENEN EN ESTE SISTEMA. ¿NOS MERECEMOS ESTE SISTEMA? USTESDES MISMOS RESPÓNDANSE POR ESTE DESCALABRO, TOTAL, LA DEMOCRACIA HA HABLADO Y A CERRAR EL HOCIQUITO. CAPAZ QUE EL UEVONAJE VAYA A CELEBRAR EL TRIUNFO DE ORREGO A LA MAL LLAMADA PLAZA DE LA DIGNIDAD, ¿DIGNIDAD? ¿ QUÉ DIGNIDAD?

  2. Felipe Portales says:

    Efectivamente. La de ayer fue una elección de “mentira”. Los votantes del conjunto de las regiones que tenían segunda vuelta alcanzaron al ¡19,66%! de los electores: ¡Menos de uno de cada cinco! Y el triunfo pírrico de Orrego sobre Oliva en la RM fue de ¡13,54% sobre 12,15%!…

    • ramon roman says:

      ¿Pírrico? ¿Qué triunfo pírrico? Yo veo a las fuerzas de derecha, con este triunfo, vivitas y coleando. Ganaron y sus fuerzas están todavía en la lucha por este chilito que yo creía se había deshacido de estos engendros, pero la realidad es totalmente distinta, y usted, sr Portales, lo reconoce en muchas de sus opiniones.

      • Insisto. La única ganadora fue la Karina Oliva con su 47%. El otro 52% tienen que repartírselo la derecha con la unidad Constituyente, ambos referentes con menos votación que Karina. Los resultados hay que saberlos analizar, más allá de los números explícitos, hay que desagregarlos en lo que es su verdadera composición.

  3. Gino Vallega says:

    El camino de Daniel Jadue está empantanado y cada vez que abra la boca ,habrá una nueva carta de los 91 derechistas-agazapados en la campaña del miedo y cantarán una vez más “la concerta y chilevamos unidos , no serán vencidos”.Orrego no fue el candidato de la DC , fue el candidato anti Jadue apoyado por los presidenciables de la ultra derecha ,TODOS ELLOS + la nueva derecha PS,DC,PPD,PR y varios zafios del FA como Boric. El resultado , magro en cantidad , es decidor para el futuro : la izquierda no mueve a la pobla y “las 2 derechas” mueven más votos que la “IZ”.No creo que sea Lavín el próximo presidente pero si podría ser un bodrio como Narváez(aunque no pase del 3% por ahora) ó la Sra. Provoste , con basta experiencia
    Laguista-Bacheletista como seguidora del neoliberalismo-centroizquierdista post dictadura.
    SI LA MONTAÑA NO VIENE A MI , YO IRÉ A LA MONTAÑA. SI EL PUEBLO NO VIENE A MI , YO IRÉ AL PUEBLO………..SE ESCUCHA ?

    • En mi opinión, la mayoría de los analistas se equivoca. Afirmo esto porque si bien Orrego sacó más votos, la verdadera ganadora fue Karina Oliva con su 47%. El otro 53% tienen que dividírselos entre la derecha y Unidad Constituyente. A veces en política hay que poner mayor atención en lo que hay implícito antes que lo explícito, como lo es en este caso. Por lo demás, algunos candidatos a gobernadores de Unidad Constituyente en regiones, recibieron el apoyo hecho púbico y explícito tanto de los candidatos Jadue y Boric. Resumiendo, Unidad Constituyente recibió por un lado (Santiago) el apoyo de la derecha y por otro (en regiones) de la izquierda. En las próximas parlamentarias, Unidad Constituyente ya no contará con esos generosos réditos, cada conglomerado deberá rascarse con sus propias uñas, , y sin duda en esa nueva condición, en mi opinión, la izquierda será el conglomerado que más aumentará su representación parlamentaria en ambas cámaras. Aparece totalmente irreal que en el Senado el Frente de izquierda tenga un sólo representante. En fin, pinta bien para la izquierda el cuadro político que se pintará en las próximas elecciones parlamentarias. En las presidenciales todo estará abierto, tan abierto que, incluso, el candidato de derecha hasta que pueda quedar fuera de la segunda vuelta.

  4. ramon roman says:

    Don Hernán Montecinos, lo entiendo, de alguna manera se tiene que dar ánimos. ¿acaso no somos más? La realidad pareciera que somos más aue vonaos.

  5. Montecinos tiene razón, matemáticamente la izquierda ( la verdadera) es mayoritaria, pero queda muy poco tiempo para deshacerse de los parásitos concertacionistas. Y sobre todo que los candidatos potenciales de la izquierda se dejen de hacer declaraciones de guerreros, porque no lo fueron ni ahora tampoco lo son. Los Allende son uno por cada billón de años. Que cada uno se vista con su ropa y no use la del payaso, ni tampoco la gabardina ajena.
    Lo he dicho.

  6. Germán Westphal, Ph.D. says:

    La cuestión no es nada de lo que aquí se plantea sino que el abstencionismo espontáneo que el domingo último alcanzó en promedio el record de por lo menos un 80%. Hay quienes dicen que fue por el frio del invierno…

    • Germán Westphal, Ph.D., vaya, vaya, don Germán, esperaba una explicación más idónea de usted acerca de esta elección, pero usted simplemente se lava las manos citando a otros por esta derrota. No, pu, caballero, sea mas realista y explique desde su posición cual es la explicación más real de lo que pasa con los chilenos. Yo lo digo y me hago cargo de esto, diciendo que la mayoría de los chilenos no estan por el cambio del sistema, sino por PARCHAR LA CONSTITUCIÓN PINOCHETISTA Y HACERLA MÁS ACEPTABLE PARA UN SISTEMA TOTAL DE CONSUMO COMO EL QUE LOS CHILENOS TIENEN EN ESTOS MOMENTOS. Ejemplo de esto: Cambio de previsión; Acceso estatal al sistema de Salud; Sistema educacional gratuito, pero al mismo tiempo sin que se elimine el sistema privado de educación (asi al menos lo entiendo yo lo que piden los chilenos, ya que la clase media no acepta que les impongan como educar a sus hijos, libertad de escoger, según ellos); y otras cositas mas. Pero en ninguna de las manifestaciones he escuchado o visto que los chilenos pidan la soberanía y explotación de sus riquezas naturales por parte del estado. Podría seguir, pero me quedo con esto. Conclusión: todo lo que escribí está afirmado por la elección de este derechista democristiano. Echarle la culpa al frío, COMO DICEN ALGUNOS. NO ME HAGA REIR.

  7. Renato Alvarado Vidal says:

    Uno de los efectos del voto voluntario ha sido mostrar que nuestra ciudadanía es capaz de discriminar entre una elección relevante y otra que no lo sea. Cuando se hizo la consulta acerca de si queríamos una nueva Constitución, el electorado aumentó, aún cuando la casta política se las había arreglado para no incluir la demanda de Asamblea Constituyente entre las opciones; ahora cuando se elegía un cargo que ni siquiera se sabe para qué servirá y que muy bien podría desaparecer en una nueva Constitución, la concurrencia llegó al mínimo; aquí en mi región fue sólo 12%. Ese porcentaje nacional de 19% está inflado por el voto de las comunas del “rechazo”, donde la derecha se la jugó por su mal menor, tratando de golpear a Jadue; lo divertido es que el golpe le llegó a Boric 🙂
    Así que ánimo gentes, no es momento para desconfiar del pueblo y andar propagando mensajes derrotistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Clarín de Chile · Aviso legal Privacidad Política de cookies
Danzai Software