Colapsismo Ecología Medio Ambiente

COP27: Un nuevo sistema transformador de las Naciones Unidas para la gestión de los recursos naturales

Tiempo de lectura aprox: 1 minutos, 53 segundos

Para cambiar las prácticas centenarias de uso «explosivo» de los recursos naturales y ayudar a construir un mundo pacífico y próspero, la ONU ha aprobado el nuevo Sistema de Gestión de Recursos de la ONU (UNRMS) para la gestión sostenible de los recursos.

 

Las olas de calor y las sequías están secando ríos y fuentes de agua dulce, propagando la desertificación y acelerando la erosión del suelo. La producción de alimentos está gravemente amenazada en todas partes, lo que hace surgir el espectro de la hambruna y la hambruna masiva. Mientras la naturaleza lucha por sobrevivir, la gente se esfuerza en mantener a los recursos naturales, cada vez más escasos.

UNRMS, un conjunto de herramientas para la gestión integrada y sostenible de los recursos naturales, se presentó hoy en la COP27 en el evento paralelo: “Aceleración de la agenda de la economía circular para abordar el cambio climático y fomentar la transformación económica”.

La acción climática significa un cambio total en el paradigma del uso irrestricto de combustibles fósiles y el uso incesante de los recursos naturales. Hoy, menos del 10 por ciento de los materiales que consumimos se reciclan. Entre 1970 y 2017, la extracción de minerales a nivel mundial se triplicó con creces, alcanzando los 92 mil millones de toneladas anuales. Si las tendencias actuales continúan, el mundo requerirá 190 mil millones de toneladas de materiales por año para 2060. UNRMS se propone ayudar a los países a utilizar sus recursos naturales de manera eficiente, obteniendo buenos resultados sociales, ambientales y económicos.




“La Clasificación Marco de las Naciones Unidas para los Recursos (CMNU) ofrece herramientas para la gestión de los recursos antropogénicos (recursos secundarios). UNRMS tiene la circularidad en su núcleo y ayudará a los Estados miembros a aumentar la circularidad del uso de recursos que es indispensable para reducir nuestra huella ecológica y de carbono”, dijo la Secretaria Ejecutiva de la CEPE, Olga Algayerova, en Sharm El Sheikh.

 

Identificar los recursos necesarios para la economía baja en carbono

La transición baja en carbono requiere una gran cantidad de insumos de recursos naturales, incluida la energía eólica, solar y geotérmica. Se necesitan cantidades masivas de tierras raras y minerales críticos para las tecnologías bajas en carbono. Necesitamos agua, fertilizantes no contaminantes y agroquímicos para la producción de alimentos. El desafío de hoy es producir, usar y reutilizar los recursos naturales manteniendo el delicado equilibrio del ecosistema.

UNRMS, como un marco unificador para la gestión integrada de recursos, se basa en la Clasificación Marco de Recursos de las Naciones Unidas (UNFC, por sus siglas en inglés), aceptada mundialmente, que ha incorporado una metodología única para evaluar los recursos a través de los lentes triples de viabilidad ambiental, social y económica, de viabilidad técnica y confianza en las estimaciones.

El Grupo de Expertos en Gestión de Recursos (EGRM) de la CEPE aprobó UNRMS en su reunión del 25 de octubre. Hoy este organismo ofrece a los países, las industrias, la comunidad financiera y la sociedad civil una nueva forma de administrar los recursos como un bien público ilimitado. Ayuda a pasar de un enfoque lineal, fragmentado e insostenible de extracción ciega a un modelo responsable, equilibrado y de valor agregado. Los recursos no son percibidos solo como mercancías. Queda la pregunta si esos esfuerzos serán acogidos en todos los países.

 

Elena Rusca, Ginebra, 11.11.2022

Síguenos:
error1
fb-share-icon0
Tweet 20



Corresponsal

Related Posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *